Lanzamiento y estado final de la Misión


El lanzamiento se efectuó desde la base de la NASA en las Islas Wallops el 4 de noviembre de 1996. El SAC-B debía ser puesto en órbita por un lanzador Pegasus XL, el cual era lanzado desde un avión L-1011 a una altura aproximada de 12 km, desde donde el sistema de guiado automático debía inyectar al satélite en la órbita elegida.


Ilustración del esquema de lanzamiento del satélite SAC-B, 1996.

Luego de alcanzar la órbita esperada (550 km de altura y 37.97° de inclinación), la tercera etapa de Pegasus debía realizar la separación del satélite SAC-B. Ochenta y dos minutos después del momento previsto para la separación del SAC-B, a través de la telemetría recibida del mismo, se constató la falla en la separación, cuando el satélite pasó por primera vez sobre el Centro de Control en Wallops, Estados Unidos (desde donde fuera lanzado). Esta operación indicó que el SAC-B funcionaba perfectamente y respondía a los comandos

Luego de confirmar que la separación no se había producido, se enviaron órdenes para producir la apertura de los paneles solares y para provocar el encendido de uno de los transmisores, durante el siguiente paso sobre la base de seguimiento ubicada en Goldstone (USA). La apertura de los paneles se realizó correctamente.

Durante los cinco contactos del satélite (dos con la Estación de Wallops Island, USA; y tres con la Estación Terrena de San Miguel, Argentina), todos los comandos enviados y la telemetría recibida, mostraron la respuesta nominal esperada de los equipos encendidos a bordo del SAC-B.

La empresa OSC (Orbital Science Corporation), constructora del lanzador, ha identificado el origen de la falla en el sistema eléctrico de la tercera etapa, que debía proporcionar la energía necesaria para la orientación final y el disparo de los pirotécnicos de separación.

Desde la pérdida de contacto con el satélite (12 horas después del lanzamiento) y hasta el lanzamiento del satélite SAC-A (diciembre 1998), la CONAE realizó campañas destinadas al restablecimiento de contacto con el satélite (realizadas desde San Miguel, Bs.As. y Córdoba, Argentina y Malindi, Kenia, África) sin obtener resultados positivos, por lo cual se dio por finalizada la fase de recuperación en la fecha, antes mencionada, del lanzamiento del SAC-A.