Presidencia de la Nación

Entre Ríos: una justicia civil más efectiva y cercana a los usuarios


Magistrados de toda la provincia de Entre Ríos participaron de un taller destinado a implementar la oralidad en los procesos civiles para disminuir la duración de los juicios.

Los días martes 5 y miércoles 6 de junio se desarrolló en el Salón de Actos del edificio del Poder Judicial de Entre Ríos un taller de Nueva Gestión Judicial y Oralidad en los Procesos Civiles. Esta actividad es el resultado de la acción conjunta entre el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación y el Superior Tribunal Justicia de la Provincia de Entre Ríos en el marco de un convenio celebrado entre ambos organismos.

El Presidente del Superior Tribunal provincial, Dr. Emilio Castrillón, en la apertura del taller, manifestó: “Estamos en un momento trascendental en la justicia, es necesario repensar los modelos y adaptarlos a la realidad”. A su vez, y sobre la oralidad, enfatizó: “Necesitamos oralizar los procesos para reforzar la inmediatez y la presencia del juez con su rol activo, y para ponerle fin al conflicto en el menor tiempo posible. Para ello tenemos que conocer el conflicto. Los jueces tienen que ser la solución a los problemas de las personas”.

En ese contexto, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos brinda asistencia técnica y co-organizó la primera acción en conjunto de capacitación mediante un taller que busca lograr la convicción en los participantes de que es posible, tanto a nivel legal como práctico, gestionar oralmente los procesos civiles en toda la provincia de Entre Ríos, así como brindarles los recursos actitudinales, prácticos y conceptuales para el trabajo. Además, el Ministerio apoyará con 10.7 millones de pesos a la provincia para el equipamiento de las salas de audiencia.

Formaron parte de la conducción del taller las juezas de la provincia de Entre Ríos, Dras. María Andrea Morales, Ana Clara Pauletti y Valentina Ramirez Amable. La capacitación fue destinada a la totalidad de los 38 jueces con competencia civil y comercial de la provincia, con quienes se trabajó una metodología que permitió lograr los consensos necesarios en un protocolo de gestión de prueba de los procesos civiles, y metas e indicadores que permitirán conocer el grado de avance del proyecto

Por parte del Programa Justicia 2020 participaron su coordinador, Dr. Héctor Chayer, junto a Juan Pablo Marcet y Martín Alfandari, integrantes del Programa.

Marcet explicó: “El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación quiere ser eso, de la Nación y no sólo de la Capital Federal, o de alguna jurisdicción. El proyecto de generalización de la oralidad es un proyecto prioritario, y cuando termine la gestión queremos tener la oralidad civil en todas las jurisdicciones del país. Entre Ríos está avanzado porque está habituado a que los jueces tomen la audiencia preliminar”.

A su vez, el coordinador del Programa Justicia 2020, Héctor Chayer sostuvo: “Este Programa contiene iniciativas prioritarias necesarias para dar vuelta 180 grados la imagen de la Justicia. La generalización de la oralidad busca lograr juicios más rápidos, de más calidad y más satisfactorios para el ciudadano. La meta de reducir la duración promedio de los juicios civiles de 4 años a 10 meses me parece un excelente desafío.”

Como letradas invitadas participaron las Dras. Cecilia Tanco (jueza del Juzgado Civil y Comercial N°19 de La Plata, Buenos Aires) y Claudia Pieske (jueza del Juzgado Civil y Comercial N°4 de la provincia de Formosa), quienes aportaron su liderazgo y experiencia acumulada en la implementación de la oralidad en ambas provincias. Las magistradas compartieron con los magistrados entrerrianos su experiencia con la implementación de la oralidad. La Dra. Tanco indicó: “Trabajar a partir de una agenda es un concepto fundamental en el marco del programa de oralidad, el desafío es lograr una agenda real, que se cumpla, brindándole previsibilidad a las partes y los abogados”. Por su parte, la Dra. Pieske destacó que “la oralidad es un método de gestión con el que se ve todo, lo bueno y lo malo, y hay que organizar un equipo de trabajo para llevarlo adelante.”

Así, a partir del 23 de julio, los 38 jueces de primera instancia civiles y comerciales de la Provincia de Entre Ríos comienzan a implementar la oralidad en los juicios, sumándose a las exitosas experiencias ya en marcha de Buenos Aires, San Luis, Formosa, Mendoza y Santa Fe. Se prevé la incorporación de otras 10 jurisdicciones en 2018.

Scroll hacia arriba