Actividad Antártica


Desde 1949, la Fuerza Aérea Argentina tiene presencia ininterrumpida en la Antártida Argentina con la misión de brindar apoyo a las actividades de investigación científica que se realizan en el continente antártico. Allí, cuenta con dos bases: Marambio, de carácter permanente, y Matienzo, de carácter temporal.

La Base Matienzo, creada el 15 de marzo de 1961, ubicada en el nunatak Larsen, todos los años, durante la Campaña Antártica de Verano, se reabre durante varias semanas con una dotación aproximada de diez personas para efectuar tareas de mantenimiento general, apoyo a la actividad científica y preservación del ambiente.

Por su parte, la Base Marambio, inaugurada el 29 de octubre de 1969, es reconocida como la gran puerta de entrada a la región, por su posibilidad de operar con aviones de gran porte durante todo el año. Entre sus actividades debe asegurar: el cumplimiento de las normas de conducta para la protección del ambiente antártico; el funcionamiento del Centro Meteorológico; la operatividad de la pista de aterrizaje y de los servicios concurrentes al vuelo y apoyar las operaciones aéreas, actividades científicas y tareas sanitarias y de búsqueda y salvamento que se realicen en la zona.