Señales de alerta


  • Tiene vómitos o hace caca muy seguido.
  • La caca tiene moco o sangre.
  • Tiene más sed que de costumbre, llora sin lágrimas, tiene la boca seca, hace poco pis o tiene los ojos hundidos.
  • Tiene fiebre, tiene tos o hace ruidos al respirar.
  • Está irritable, decaído, inapetente.

Si tu bebé tiene cualquiera de estos síntomas, llevalo con urgencia al Centro de Salud.