Nueva Zelanda abre el mercado para subproductos de origen bovino

Se utiliza para elaborar medicamentos de uso humano y animal y se considera un insumo 100% de valor agregado


El Ministerio de Industrias Primarias de Nueva Zelanda aprobó este viernes 19 de octubre el certificado propuesto por Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) para exportar bilis bovina para uso farmacéutico a este destino. Con esta confirmación, se consolidan una vez más los destinos de exportación de Argentina, ampliando la oferta exportadora.

Esta nueva conquista comercial fue producto de una negociación de solo 4 meses y del trabajo conjunto entre la Secretaría de Comercio Exterior del Ministerio de Producción y el Senasa. Se trata de un producto que de bajo riesgo por lo que no fue necesario una auditoria de Nueva Zelanda a la Argentina.

Este subproducto de origen bovino se utiliza para elaborar medicamentos de uso humano y animal y se considera un insumo 100% de valor agregado. Cabe destacar que la exportación de bilis implica un doble beneficio, ya que, por un lado, es un insumo que genera importantes divisas para el país y por el otro, al exportarse reduce el desperdicio y el costo de manejo de residuos.

Es importante mencionar que Nueva Zelanda es el 4º importador mundial de la posición que incluye bilis, el cual se vende a un precio de U$S 25.872 por unidad.

Argentina ocupa el puesto 12 como proveedor agroindustrial de Nueva Zelanda con una balanza comercial tanto agro, como total, superavitaria para nuestro país. Los principales productos que exportamos son Harina de Soja (53%), Residuos del cernido de legumbres (11%) y Azúcar de caña (10%).