Hacia una Televisión Pública Argentina sustentable, moderna y transparente


El Sistema Federal de Medios tiene entre sus objetivos lograr una Televisión Pública Argentina de calidad, con contenidos públicos democráticos, adecuada a los cambios tecnológicos y sociales.

La TPA tiene que adaptarse al nuevo consumo de medios para convertirse en una alternativa válida para una enorme cantidad de telespectadores, en particular jóvenes y sectores menos favorecidos.

Estos cambios deben producirse cumpliendo con el presupuesto asignado por el parlamento argentino para 2018, sin perder de vista que el canal se sostiene con recursos de todos.

En este marco, se tomó la decisión de designar ad honorem al directorio y eliminar su planta de asesores, logrando un ahorro anual de 48 millones de pesos.

Asimismo, propusimos la modificación del convenio colectivo de trabajo, firmado hace 45 años y completamente obsoleto frente a los cambios tecnológicos, lo que genera altísimos costos de producción.

Actualmente existen en el canal situaciones de privilegio con sueldo bruto promedio superior a los 85.000 pesos, ausentismo del 30% y jornada laboral reducida. La planta en la TPA se incrementó un 70% entre el 2002 y el 2015.

Una TPA moderna, participativa, transparente y sustentable es la tarea que asumimos, eliminando abusos y privilegios en honor al esfuerzo que hoy realiza el conjunto de la sociedad.