Embalse Alicurá mantiene estatus de zona libre de enfermedades de los salmónidos

Lo confirmó el Senasa luego del análisis de las muestras tomadas durante el relevamiento anual, con el apoyo de Neuquén y Río Negro.


GENERAL ROCA (Río Negro) – El embalse neuquino de Alicurá mantiene su estatus de área libre de las principales enfermedades de los salmónidos, según confirmó el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa).

Así lo revalidan los resultados de los análisis realizados en el Laboratorio Nacional del organismo estatal, a las muestras obtenidas durante el relevamiento anual de salmónidos llevado a cabo el año pasado en la zona por agentes del Senasa, con el apoyo de las provincias de Neuquén y Río Negro y otras entidades.

Esta vigilancia epidemiológica y monitoreo de enfermedades que afectan a los salmónidos se realiza anualmente en el marco del muestreo oficial que permite mantener el reconocimiento de zona autodeclarada libre de enfermedades de notificación obligatoria por parte de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE).

“Se trata de una acción mancomunada, de la cual participan representantes institucionales de las provincias de Neuquén y Río Negro; del Centro de Ecología Aplicada de Neuquén y de la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas”, indicó el coordinador de Sanidad Animal del Centro Regional Patagonia Norte del Senasa, Leonardo Ripoll.

Durante el relevamiento en el embalse de Alicurá “se tomaron muestras de peces de todos los establecimientos y de ejemplares silvestres que se enviaron para su análisis en nuestro Laboratorio Nacional en Buenos Aires”, explicó Ripoll.

Por su parte, la subsecretaria de producción de la provincia de Neuquén, Amalia Sapag, señaló que “en esa oportunidad, el Senasa puso a punto una técnica diagnóstica que permitió incorporar otra enfermedad de notificación obligatoria que está desde 2017, que es una parasitosis que afecta a estas especies, y también se muestreó el otro cuerpo de agua que es el Embalse de Piedra del Águila, con el objetivo de ampliar el estatus sanitario de zona libre”.

Desde el 2006, los análisis vienen dando negativos para las principales enfermedades de notificación obligatoria de los salmónidos, lo que permite mantener el estatus declarado, que es el máximo posible.
Sapag mencionó también que “todo este trabajo se da en el marco de una Comisión Sanitaria que se ha creado hace más de un año, con el objetivo de ampliar el estatus sanitario del embalse Alicurá, en la que se trabajan todos los temas vinculados a la sanidad animal, particularmente relacionados con la producción acuícola, que es hoy una de las actividades priorizadas por el Gobierno de la Provincia en materia de diversificación productiva”.

Estadísticas
Según la información estadística elaborada por profesionales del Centro Regional Patagonia Norte del Senasa, durante 2019 en la zona se enviaron a faena 130.406 truchas adultas.
Asimismo, hubo 62.500 alevinos y 488.100 truchas adultas que se enviaron a engorde.