Diálogo sobre lecciones y desafíos a futuro a un año del inicio de la pandemia

El encuentro tuvo como objetivo intercambiar ideas, datos y experiencias sobre el sistema de protección social argentino.


Bajo la consigna de analizar lecciones y desafíos a un año del inicio de la pandemia de Covid-19, se realizó el tercer encuentro en el marco de “Diálogos de protección social”, una iniciativa conjunta del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y el Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC) para intercambiar ideas, datos y experiencias sobre el sistema de protección social argentino.

Participaron del diálogo Marcela Rebón, directora general de Información Social Estratégica del Ministerio de Desarrollo Social; Gala Díaz Langou, directora del programa de Protección Social de CIPPEC; Roxana Maurizio, especialista regional en Economía Laboral para América Latina y el Caribe en la Organización Internacional del Trabajo (OIT); Fabián Repetto, doctor en Investigación en Ciencias Sociales; y Julia Pomares, directora ejecutiva de CIPPEC.

El intercambio se centró en cómo los países de la región gestionaron su respuesta ante la crisis, con énfasis en las políticas de protección social para mitigar los efectos de la pandemia durante 2020.

Rebón resaltó que “la pandemia tuvo incidencia en todos los indicadores e implicó tener que atender sectores de la población que no son los destinatarios habituales de las prestaciones de asistencia social”. Entre los desafíos singulares que supuso esta crisis inédita, la directora general de Información Social Estratégica del MDS destacó la demanda de nuevas formas de hacer política social y de transformar la realidad. “Requirió una adaptación de las prestaciones y los servicios, como en el caso de la provisión de alimentos en los comedores que hubo que adaptar a viandas, por turnos, etcétera”.

“Hoy tenemos una agenda que convive con el coronavirus y se basa en dos cuestiones importantes —contó Rebón—: la seguridad alimentaria y la atención a la producción y comercialización de alimentos, que es agenda de reconstrucción; y la cuestión del cuidado, para lo que ponemos la mirada en los espacios de primera infancia y de cuidado para adultos mayores”. Y en cuanto a la agenda social en la pospandemia, sumó: “Como dice el ministro (Daniel) Arroyo, queremos políticas sociales de transformación, que puedan modificar la cotidianidad de las personas y les permita proyectar una vida diferente”.

“Tras un año de pandemia, las lecciones son tan enormes como los desafíos pendientes", aseguró Gala Díaz Langou, quien, además, advirtió: "Pero una vez superada la crisis, debemos apostar por políticas sociales de transformación. No se trata solamente de generar más trabajo sino también de potenciar el empleo de calidad y el trabajo comunitario de cuidados, que además de ser un pilar indudable de cualquier sistema de protección social debe vincularse con políticas concretas que empujen una reactivación y, eventualmente, contribuyan a cambiar la orientación del ciclo económico”.

Durante 2020 se llevaron a cabo otros dos encuentros de “Diálogos de protección social”: uno abordó el Ingreso básico como estrategia para enfrentar los efectos sociales de la pandemia; el segundo se centró en el programa Potenciar Trabajo.