Aguad: “El Presidente creó las condiciones para que la Argentina avance"

Así se refirió el ministro de Comunicaciones respecto del Decreto 1340/2016 que firmó el Poder Ejecutivo Nacional para avanzar hacia la convergencia tecnológica.


El Presidente de la Nación, Mauricio Macri, firmó el Decreto 1340/2016 que implementa las normas básicas para alcanzar un mayor grado de convergencia de redes y servicios en condiciones de competencia y promueve el despliegue de redes de próxima generación y la penetración del acceso a internet de banda ancha en todo el territorio nacional, de conformidad con lo dispuesto por las leyes 26522 y 27078.

Sobre los objetivos del decreto, el ministro Oscar Aguad afirmó que "tenemos el compromiso de desarrollar las nuevas tecnologías y que en todo el país haya telefonía móvil de calidad e internet de alta velocidad. Es un desafío que no puede esperar más si queremos una Argentina moderna que genere oportunidades para todas las personas”.

“Las malas políticas de los últimos años fueron un obstáculo en ese camino. Estamos definiendo reglas claras para que el mercado de las telecomunicaciones se desarrolle en condiciones de competencia y las empresas hagan inversiones que lleven trabajo y conectividad a todo el país”, agregó Aguad.

En el mismo sentido, el presidente del ENACOM, Miguel de Godoy, afirmó que “este decreto crea condiciones de competencia e impulsa las inversiones para recuperar el tiempo perdido”.

“La decisión del Presidente completa el camino abierto con el DNU 267, ratificado por el Congreso de la Nación. Sus directivas fueron precisas: crear las condiciones para que aumenten las inversiones, haya mejores servicios y se cree competencia. El nuevo marco se elaboró en la consideración de cómo el sector de las comunicaciones puede y debe aportar al desarrollo del país, con una rentabilidad lógica”, destacó de Godoy.

El Decreto 1340/2016 tiene 5 objetivos centrales:

  • Generar las condiciones para que ingresen nuevos operadores de telefonía móvil en el mercado de modo tal que haya más competencia. En similar sentido, dispone la asignación de nuevas frecuencias para mejorar la calidad de las comunicaciones.
  • Autorizar a las empresas telefónicas a brindar televisión por cable con condiciones que cuidan a las cooperativas y las pequeñas y medianas empresas de las ciudades chicas, y autorizar a las empresas de televisión satelital que cuentan con permisos a brindar internet por satélite.
  • Fomentar las inversiones en nuevas tecnologías para llevar Internet de alta velocidad a todo el país y avanzar en la convergencia de medios.
  • Proteger a los usuarios de prácticas anticompetitivas.
  • Fijar las pautas para conformar una red de Protección Pública y Operaciones de Socorro, Defensa y Seguridad.

En la elaboración de la norma se trabajó en forma conjunta y se buscó el mayor consenso posible con el sector, pero siempre con un claro límite: los beneficiarios deben ser todos los argentinos.

Cuando el Presidente Macri asumió en diciembre de 2015, había un gran retraso en la calidad de la telefonía celular y la conectividad de internet. El trabajo en equipo del Ministerio de Comunicaciones, el ENACOM y ARSAT aumentó la conectividad en todo el territorio argentino, bajo el precio de internet y mejoró la penetración de 4G y la calidad de las comunicaciones móviles en las grandes ciudades.

El decreto profundiza la mejora, al incorporar la posibilidad de que haya nuevos actores en las comunicaciones móviles, estimular las inversiones, optimizar el uso de espectro y, en conjunto con la red de ARSAT, llevar el 4G a todo el país.

También incentiva la inversión en redes fijas, mediante la protección de redes de nueva generación que se creen a partir de ahora, e impulsa las inversiones en el interior del país por medio de la protección de los prestadores en localidades de menos de 80.000 habitantes, que en su gran mayoría son pymes.