Presidencia de la Nación

CEDEPO: verduras agroecológicas y producción apícola en el conurbano bonaerense

El Centro Ecuménico de Educación Popular pudo mejorar su producción gracias al gracias al programa Sembrar Soberanía.


Muchas veces las ideas mutan y los proyectos cambian, un ejemplo de esto es el caso del Centro Ecuménico de Educación Popular (CEDEPO). Esta asociación civil nació con la intención de crear una escuela rural, tomando como punto de partida las necesidades de la zona en cuanto a espacios educativos, y también, pensando en que los contenidos debían estar dirigidos a las problemáticas y necesidades del ambiente rural.

Pero, como todo cambia dependiendo de las necesidades y las oportunidades, CEDEPO dio un giro, y en lugar de una escuela el proyecto creció y se formó de otra manera, a partir de las necesidades de la población donde se asentaría la propuesta. Dejaron a un lado la escuela y decidieron crear un centro de salud, que en la actualidad funciona tres veces por semana y hasta cuenta con un espacio odontológico.

Uno de los trabajadores de la asociación cultivando vegetales.

Claudia, referente de CEDEPO, comenta que a pesar de que tenían una idea puntual, al llegar al territorio y acercarse a los vecinos se encontraron con necesidades que los condujeron a cambiar sus planes y formar un espacio diferente al que tenían pensado. Inicialmente se establecieron en la ciudad de Buenos Aires, pero con el tiempo adquirieron un espacio en Florencio Varela, donde funcionan en la actualidad.

Desarrollaron en el predio, gracias a convenios con diferentes organizaciones internacionales, la infraestructura necesaria para funcionar y fortalecer el proceso de construcción de un espacio destinado a brindar apoyo a las familias de la zona. A su vez, aprendieron lo necesario para trabajar la tierra y crear cultivos libres de agro tóxicos.

Uno de los trabajadores de la asociación cultivando vegetales.

En la actualidad cuentan con un gran banco de semillas donde almacenan y, gracias a la adquisición de una envasadora que lograron conseguir por medio de un proyecto del INTA, pueden fraccionar paquetes de semillas para comercializar, principalmente con las familias productoras de la zona. Participaron, también, en la primer Feria Nacional, y cuarta Provincial de Semillas Nativas y Criollas.

Claudia, muestra orgullosa un gallinero enorme, y cuenta que pudieron construirlo gracias al programa Sembrar Soberanía, que les otorgó el Ministerio de Desarrollo Social. Gracias a esta mejora pudieron ampliar la producción, y más importante aún, sostener una cadena de producción apícola estable, que en la actualidad cría aproximadamente 1500 pollos por mes.

Imagen del predio con gallinas que cría la asociación.

La producción que realizan la comercializan principalmente en mercados de cercanía como lo es el Mercado Bonpland donde tienen un punto de venta y distribución. A su vez, participan del funcionamiento y administración del mercado por medio de la cooperadora que recauda, financia y decide sobre el funcionamiento del espacio.

Claudia comenta que la producción de alimentos fue la herramienta que decidieron llevar adelante para poder mantener económicamente la institución, pero que piensan continuar fortaleciendo y ampliando el proyecto. También, lograron confeccionar una planta de faenado, que aún no cuenta con la habilitación correspondiente, pero que cuando se habilite no solo la utilizará CEDEPO, sino que estará a disposición de otros productores de la economía popular de la zona.

Este proyecto, que está en continuo crecimiento, cuenta con convenios de articulación con la Universidad Nacional de La Plata y la Universidad Nacional Arturo Jauretche. Es a partir de esta articulación que disponen de profesionales de la medicina y la odontología para brindar atención en el centro de salud que supieron armar.

Este proyecto, que cuenta con 35 años de historia, sigue creciendo y fortaleciendo los vínculos con las familias de la zona, otras instituciones y cooperativas. Visibilizando así, que las formas de producción de la economía popular, no solo son posibles, sino que son rentables y solidarias.

Activar: 
0
Scroll hacia arriba