¿Qué hacer en el caso de trombas marinas?


  • Si estas navegando y te sorprende una tromba marina, dirigite en sentido opuesto. Llevá siempre chaleco salvavidas y colocátelo apenas la divises.
  • Si estás nadando, salí rápidamente del agua y buscá un lugar seguro en la tierra donde refugiarte. Si bien son de corta duración, pueden generarse vientos huracanados de más de 300 kilómetros por hora, por lo cual se pueden dar casos de voladuras de techos y caídas de árboles ya que el comportamiento es muy similar al de un tornado.
  • Tené en cuenta que este tipo de fenómeno puede estar acompañado de otros eventos como fuertes vientos, tormentas eléctricas o granizo.
  • Si la tromba llega a tierra y no hay tiempo para buscar un refugio adecuado, arrojate a lo largo de una acequia o zanja y permanecé ahí hasta que pase el peligro
  • Nunca permanezcas dentro de un automóvil, carpa o casa rodante.