Presentación SIEMPRO


Visión estratégica de SIEMPRO

Dra. Paula Amaya, directora nacional del SIEMPRO,
Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales,
Presidencia de la Nación Argentina.

Desde diciembre de 2019 el equipo a cargo de la gestión de SIEMPRO se ha propuesto cuatro (4) objetivos esenciales:
- Mejorar la construcción y socialización de información social y el monitoreo sobre los programas sociales, para potenciar su utilización estratégica en la toma de decisiones públicas.
- Promover la institucionalización de la evaluación en el Estado nacional, a través de la articulación de iniciativas en evaluación y la formulación del Plan Anual de Evaluación de manera participativa.
- Fortalecer la incidencia de las evaluaciones en la toma de decisiones sobre las políticas públicas, dando relevancia político estratégica a la trayectoria y capacidad de la institución.
- Apoyar a las provincias y municipios en la construcción y fortalecimiento de sus sistemas de información social, monitoreo y evaluación de programas sociales.

Para el logro de esos objetivos estamos poniendo en marcha diferentes estrategias de acción, entre las cuales destacan –de manera especial–, por su impacto previsible, dos (2) de ellas, a saber:
a) La constitución de la Mesa interministerial de Referentes de Monitoreo y Evaluación de Programas Sociales.

El fin de la Mesa Interministerial de Referentes de Monitoreo y Evaluación de Programas Sociales es, asumir de manera coordinada los procesos de seguimiento y evaluación de programas sociales; así como, diseñar e implementar el Plan Anual de Monitoreo y Evaluación de forma participativa, brindándole un sustento estratégico a las evaluaciones seleccionadas para que las mismas se definan en función de los objetivos prioritarios del Gobierno Nacional.

Dicha Mesa conformada en mayo de 2020 e integrada por 43 funcionarios y funcionarias con rango de dirección nacional o subsecretaría designados por 23 Ministerios y Organismos de la Administración Pública Nacional, a la fecha ha avanzado en distintas iniciativas, entre ellas: i. un Registro de Evaluaciones que cuenta con más de 100 evaluaciones que actualmente son lideradas por los organismos del Estado Nacional; y, ii. un nuevo esquema de Monitoreo de programas a cargo del Siempro que comprende a más de 65 programas; y diferentes líneas de trabajo en articulación con Jefatura de Gabinete de la Nación, principalmente con la Subsecretaría de Fortalecimiento Institucional, dependiente de la Secretaría de Gestión y Empleo Público.

Se espera que por medio de esta estrategia sea posible acordar las políticas y programas del Estado nacional sobre los cuales se profundizará el monitoreo y la evaluación. De igual modo, que se puedan debatir y acordar documentos que orienten y organicen las intervenciones en evaluación (tipos, metodologías, publicidad e incidencia entre otros) y que esta mesa se constituya en un mecanismo de articulación entre las orientaciones políticas del gobierno, la implementación, la gestión, la evaluación y la comunicación de los resultados de las políticas públicas.
b) Red de Referentes Provinciales de Monitoreo y Evaluación de Programas Sociales

Argentina es un país federal. Las provincias y las municipalidades concentran un peso importante en la implementación de los programas sociales. El SIEMPRO se propone fortalecer el apoyo a estos niveles de gobierno, con un plan de asistencias técnicas y capacitación que tiene el propósito de lograr mejores circuitos de construcción de información, monitoreo y evaluación de los programas sociales.

Para lograr este objetivo, en primer lugar, estamos realizando un estudio diagnóstico que caracterice tanto las fortalezas como los desafíos de las áreas con competencia en estos temas en las provincias. A la vez y como estrategia principal para lograr este objetivo, se conforma la red de referentes provinciales de monitoreo y evaluación de programas sociales.

El objetivo de esta red es realizar sinergia entre las distintas instituciones con competencias en seguimiento y evaluación de programas sociales en todo el país, para contribuir al fortalecimiento de la gestión pública a partir de las prácticas y conocimientos de las personas y equipos intervinientes en cada uno de los organismos provinciales. A su vez, se propone fortalecer a las provincias en aspectos vinculados a sus sistemas de Información Social, sus capacidades de Monitoreo y Evaluación de programas sociales y de Análisis de información, a partir de acciones de capacitación y asistencia técnica.

La Red cuenta con más de 30 integrantes entre puntos focales designados por jefes de gabinete o Ministros de Desarrollo Social de cada una de las provincias, y referentes provinciales de áreas con competencias en monitoreo y evaluación de programas sociales.
El SIEMPRO es una institución de referencia que asume los desafíos que la actual coyuntura presenta.

Es nuestra responsabilidad y nuestro objetivo construir información valiosa sobre las políticas sociales, para retroalimentar la toma de decisiones y los procesos de planificación de las principales intervenciones del Estado.

Con estas y otras acciones, pretendemos fortalecer y profundizar las contribuciones del SIEMPRO en la disponibilidad de datos de calidad sobre la situación social y económica, el seguimiento de los programas sociales y el desarrollo de una cultura de la evaluación y producción sistemática de información para la toma de decisiones de programas sociales en Argentina.

Desde su creación, en el 2007, con financiamiento de recursos nacionales, generó información para permitir a los organismos públicos diagnosticar la situación socioeconómica de la población y efectuar análisis útiles para la formulación de sus políticas. Asimismo, monitoreando el grado de avance en el cumplimiento de las metas propuestas en los programas y evaluando el grado de correspondencia entre el impacto previsto y el efectivamente alcanzado a través de su implementación.

De esta forma, la entidad ha venido desarrollando e implementando metodologías, técnicas e instrumentos que permiten valorizar los resultados de las políticas públicas, tanto en la magnitud del gasto social como en términos de avances o retrocesos en la protección de derechos, equidad, mejoramiento de la calidad de vida y extensión del ejercicio de la ciudadanía a los sectores más vulnerables.

En su trayectoria, se han realizado evaluaciones como la del Programa de Mejoramiento de Barrios (Promeba) (2006) y ha lanzado diferentes propuestas como el Plan Operativo para la Reducción de la Mortalidad Materno-Infantil entre las Mujeres y Adolescentes desde la Subsecretaria de Salud Comunitaria del Ministerio de Salud de la Nación (2009). Actualmente, se encuentra colaborando con el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) en la Encuesta de Indicadores Múltiples por Conglomerados (MICS), realizando evaluaciones de los proyectos Tarifa Social, PROGRESAR, Hacemos Futuro, colaborando en la búsqueda de suspendidos y prorrogados de la Asignación Universal por Hijo (AUH), entre otras obligaciones.

En abril de 2018, a partir del decreto 292, se establece que el CNCPS por intermedio del Siempro, es el organismo encargado de elaborar y ejecutar el Plan Anual de Monitoreo y Evaluación de Políticas y Programas Sociales (PAMyE). A través del mismo, la Dirección propone las políticas, programas, planes y proyectos sociales a ser monitoreados y evaluados, estableciendo su periodicidad, criterios y lineamientos metodológicos. El PAMyE, además, es de cumplimiento obligatorio para las políticas, programas, planes y proyectos sociales financiados con fondos del Tesoro Nacional o con financiamiento proveniente de organismos internacionales.

En este marco, la institución se estructura en torno a dos (2) direcciones que producen la información necesaria para coordinar acciones destinadas a cumplir con las responsabilidades de la institución, a saber: a. Sistema de Información, Monitoreo y Evaluación, que se estructura en esas tres (3) líneas o áreas de acción; y ii. Sistema de Información de Familias (Sisfam).

El área de Información y Análisis Social, por su parte, produce información sociodemográfica y económica necesaria para el diseño, la planificación y la evaluación de estrategias de intervención social. Dentro de sus objetivos específicos se encuentran: confeccionar un sistema de información de coyuntura a nivel nacional, provincial y local actualizado periódicamente y adecuado a las características y necesidades de los organismos que demanden información; identificar grupos poblacionales cuyas actuales condiciones de vida impliquen una demanda social, real o potencial, para programas sociales; medir grados de cobertura y focalización de diferentes programas sociales; calcular incidencias de pobreza según distintas mediciones; producir información social para el georreferenciamiento y el análisis espacial; entre otras.

El área de Monitoreo brinda información acerca de la implementación y ejecución de planes y programas nacionales, a través del análisis trimestral de la ejecución de los programas, con el objetivo de conocer y analizar las actividades de cada componente en función de la población alcanzada, las prestaciones realizadas y los montos invertidos, convirtiéndose así en una herramienta de evaluación interna y permanente. El proceso toma como insumo la información cuantitativa y cualitativa generada por la interacción constante del programa social con su contexto y los elementos que lo condicionan. Además de los informes trimestrales sobre el monitoreo de los programas seleccionados, el área elabora guías y reportes sobre la oferta programática nacional y provincial.

El área de Evaluación, con el fin de evaluar los programas sociales en todas sus fases (formulación, ejecución, resultados e impactos esperados), diseña los instrumentos requeridos según la especificidad del estudio a realizar. Algunas de sus principales tareas son: diseñar e implementar evaluaciones de los programas sociales; diseminar y transferir metodologías y sistemas de evaluación a las agencias nacionales y provinciales, a través de la promoción de capacitaciones a funcionarios y técnicos de las áreas nacionales y provinciales; brindar asistencia técnica a organismos y programas en relación al desarrollo de sistemas de información, instrumentos de relevamientos y propuestas de evaluación; entre otros.

Por su parte, la Dirección del Sistema de Identificación de Familias Beneficiarias de Programas y Servicios Sociales (Sisfam) tiene por objetivo identificar y seleccionar las familias en situación de mayor pobreza y vulnerabilidad social a fin de posibilitar una mayor eficiencia, transparencia y equidad en la distribución de los recursos del Estado. En la actualidad, se trabaja en el relevamiento de sujetos de derecho suspendidos y prorrogados de la AUH, en el marco del Proyecto de Protección para Niños y Jóvenes BIRF 8633-AR junto con ANSES y el Ministerio de Desarrollo Social. También se encarga de brindar capacitaciones sobre el uso de la “Ficha Social” como herramienta de relevamiento de datos.

Finalmente, el SIEMPRO cuenta con 12 (doce) agencias provinciales ubicadas en los distritos de Buenos Aires, Chaco, Corrientes, Entre Ríos, Jujuy, La Rioja, Misiones, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Fe y Tucumán. Las mismas brindan asistencia técnica a los municipios en lo referente a relevamientos de información en territorio, realizan informes sociodemográficos sobre distintas localidades de las provincias, confeccionan cuestionarios requeridos por distintas instituciones provinciales para relevar problemáticas específicas en sus territorios de alcance, brindan capacitaciones en temas vinculados al monitoreo y a la evaluación de programas sociales y realizan estudios estadísticos (tanto descriptivos como inferenciales) y evaluaciones de impacto para distintas problemáticas. Uno de sus principales productos son las Guías de Programas y Servicios Sociales, que contienen información sistematizada de los objetivos, prestaciones, población destinataria, modalidad de ejecución, criterios de selección de los beneficiarios, modo de acceso, localización geográfica, fuente de financiamiento y repartición responsable de cada programa y plan que implementa las provincias.

Esperamos en esta gestión de SIEMPRO fortalecer un camino que promueva la cultura de la evaluación con el objetivo de lograr mejores políticas, mejores resultados, mejores condiciones de vida para nuestra población.