Biodiversidad


Ecosistema

Entre volcanes, ventisqueros y lagos, se yergue la selva valdiviana del Parque Nacional Lago Puelo. Esta área protegida, hallada en la ecorregión de los Bosques Patagónicos, lleva el nombre del lago que desagua en el Pacífico. Allí se manifiesta uno de los puntos más bajos de la cordillera: 200 metros sobre el nivel del mar.

El clima particular debido a la humedad de lluvias y la influencia marina permiten que la selva valdiviana, próspera en la cordillera chilena, ingrese suntuosa a esta zona.

Clima

Frío húmedo, más atemperado que el de los otros parques de la región. Las temperaturas medias van desde los 17°C en verano (con máximas superiores a los 35°C) y los 5°C en invierno (con mínimas de hasta -9°C). Hay 1.400 mm de lluvia por año en el Área Recreativa, concentrados entre mayo y agosto, y nevadas ocasionales en los meses más fríos.

La temporada ideal para visitarlo es a fines de primavera, verano y principios de otoño (noviembre- abril).

Flora

La diversidad vegetal del Parque Nacional es muy particular para nuestro país, puesto que si bien contiene especies de plantas que están representadas escuetamente en otras áreas protegidas de Argentina, hay una variedad que no están representadas en ninguna otra área natural. Entre ellas pueden mencionarse el avellano (Gevuina avellana), el ulmo (Eucryphia cordifolia), el tique u olivillo (Aextoxicon punctatum) y el lingue (Persea lingue).

Además, posee bosques puros de pitra o patagua, los cipresales más extensos de la actualidad y es uno de los tres parques nacionales que protegen al alerce.

Fauna

Entre las especies animales, se pueden encontrar aves como el picaflor rubí y el pato de los torrentes; y mamíferos como el huemul y el monito de monte. Entre los peces, la peladilla listada y entre los anfibios, la rana verde-dorada y el sapo de Pugin (Eupsophus emiliopugini), especie que en Argentina sólo se encuentra en Lago Puelo.

Conocé más información técnica en el Sistema de Información de Biodiversidad