Taty Almeida recupera el legajo laboral de su hijo Alejandro

Cuando se cumplieron 45 años de la desaparición de Alejandro Martín Almeida, el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla Corti, firmó una resolución conjunta con Jefatura de Gabinete que otorga la restitución del legajo laboral a su madre, Taty Almeida, referente de Madres de Plaza de Mayo – Línea Fundadora.


Alejandro se desempeñaba en el entonces Instituto Geográfico Militar cuando fue detenido y desaparecido en 1975 por la Triple A.

Desde el pasado 24 de marzo es posible realizar este trámite de manera virtual. Este hecho constituye un compromiso del Gobierno nacional para brindar contención y respuestas a quienes perdieron a sus seres queridos a manos del terrorismo de Estado.

“Es fundamental que el Estado ponga a disposición todas las herramientas con que cuenta para reparar, en alguna medida, a las víctimas y los familiares. Llevar la verdad a los legajos de trabajadores detenidos desaparecidos como Alejandro Almeida es un modo más de seguir en la construcción de Memoria, Verdad y Justicia, que son ejes de nuestra gestión de gobierno”, expresó el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla Corti.

De este modo, el legajo de Alejandro incorpora ahora la verdadera causal de la interrupción de su vínculo laboral al reconocer su desaparición forzada. Taty conoció la noticia a través del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien manifestó que: "Esta acción constituye un deber para todo Estado democrático, a fin de producir una enmienda material de los documentos públicos y una reparación simbólica para los familiares y compañeros de las víctimas".

En enero de este año, y como parte de la agenda del Gobierno en derechos humanos, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, junto con el Secretario de Derechos Humanos de la Nación, el ministro de Defensa, Agustín Rossi, y referentes de organismos de derechos humanos, había acompañado a Taty Almeida en el acto de reposición de la placa en memoria de su hijo, que había sido sustraída del Instituto Geográfico Nacional.