Se inhabilita a conductora que evadió un control y embistió a un agente de tránsito

La Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) tomó conocimiento sobre una conductora que evadió un control, atropelló a un inspector y lo arrastró sobre el capot del auto. Se identificó a la mujer y, gracias a un trabajo conjunto con el Municipio de Río Tercero de la Provincia de Córdoba, se suspendió la licencia.


El pasado 20 de febrero, en las calles de la capital de Córdoba, un grupo de agentes de tránsito solicitó la documentación obligatoria para circular a una conductora que manejaba un automóvil, la cual realizó una maniobra imprudente a fin de evadir un control policial. El hecho que determinó la anulación de la licencia ocurrió sobre la Avenida 24 de Septiembre al 1300, en el barrio General Paz, cuando la mujer fue vista embistiendo a una patrulla municipal e intentando darse a la fuga arrastrando a uno de los agentes sobre el capot del auto.

"No podemos permitir que una persona que comete este tipo de infracciones siga circulando como si nada. Los agentes de tránsito están para cuidarnos y debemos respetarlos como tal. Hoy nos toca inhabilitar a una conductora en Córdoba que es un potencial peligro en las calles de la ciudad. Sabemos que es una tarea que lleva tiempo, pero gracias al trabajo junto con las provincias y ciudades del país, buscamos ponerles un freno a estos conductores violentos"

expresó Pablo Martínez Carignano, director ejecutivo de la ANSV.

Desde la Agencia Nacional de Seguridad Vial, organismo dependiente del Ministerio de Transporte, se implementa la disposición 384/2020 que permite la suspensión provisional de la Licencia de Conducir de aquellos que manejen de forma temeraria e imprudente poniendo en riesgo su propia vida y la de los demás. La misma tiene como objetivo sacar de las calles y las rutas a los conductores que desarrollen conductas gravísimas para la seguridad vial a los efectos de su reevaluación por las autoridades de tránsito de cada jurisdicción.

En esta ocasión, se solicitó suspender transitoriamente la misma y que se someta a un nuevo examen psicofísico a los fines de determinar su aptitud actual para conducir. Considerando que la conducta que tuvo esta conductora, la ANSV sugiere que en la instancia de la nueva evaluación psicofísica, se utilicen técnicas que permitan evaluar los determinados aspectos psicológicos considerados esenciales para la circulación en la vía pública.