Reuniones de los grupos de trabajo de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción

La Oficina Anticorrupción participó del 12º Período de Sesiones del Grupo Revisor de la Implementación de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción y del Grupo de Trabajo Intergubernamental de Composición Abierta sobre Prevención de la corrupción, celebrados de manera conjunta entre el 14 y el 18 de junio en Viena. La delegación argentina también estuvo compuesta por funcionarios de Cancillería y por representantes de la misión permanente en Viena.


La Oficina Anticorrupción (OA) promueve la implementación de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción (CNUCC), aprobada por Ley N° 26.097, y participa activamente en todos sus grupos de trabajo: el Grupo Revisor de Implementación de la Convención, el Grupo de Prevención, el Grupo sobre Recupero de Activos y el Grupo sobre Cooperación Internacional.

Como cada año, el Grupo Revisor de la Implementación de la CNUCC celebró un período de sesiones sobre una temática específica, favoreciendo el intercambio de información sobre los exámenes de los países y analizando cuestiones sustantivas relacionadas con las evaluaciones y la asistencia técnica.

Durante el reciente encuentro, realizado en forma virtual y presencial, además de tratar las cuestiones de organización habituales, la Secretaría puso en conocimiento de los Estados Parte los progresos alcanzados en la realización de los exámenes de los países, y proporcionó información presupuestaria sobre los gastos efectuados y los recursos con los que cuenta hasta el momento para mantener en funcionamiento los ciclos primero y segundo del Mecanismo de Examen. Asimismo, la Secretaría presentó el informe realizado sobre el aumento de las sinergias con las secretarías de otras organizaciones multilaterales pertinentes en el ámbito de la lucha contra la corrupción.

Luego, se desarrollaron dos paneles temáticos: el primero se centró en las medidas hacer rendir cuentas a las personas jurídicas que cometan delitos de corrupción, de conformidad con lo dispuesto en el capítulo III de la Convención, en particular su artículo 26. Francia, Australia y Mongolia presentaron sus experiencias en este ámbito, haciendo foco en los tres tipos posibles de responsabilidad (penal, civil y administrativa), así como a otros tipos de consecuencias. El segundo panel se centró en las dificultades y buenas prácticas para que rindan cuentas quienes cometan delitos de corrupción, así como en los aspectos prácticos relativos a la aplicación del artículo 30 de la Convención. Burkina Faso e Indonesia fueron los panelistas.

Asimismo, se realizaron otros dos paneles temáticos: “La función que cumplen los parlamentos y otros órganos legislativos en lo concerniente a fortalecer la aplicación de la Convención” en el que representantes de Grecia, Indonesia y Bosnia y Herzegovina​ expusieron sus experiencias, y “El papel de las entidades fiscalizadoras superiores en la prevención y la lucha contra la corrupción” en el que participaron representantes de Chile, Marruecos, Rusia, Emiratos Árabes Unidos y la Organización Internacional de las Entidades Fiscalizadoras Superiores.

Posteriormente, se presentó el informe sobre las medidas adoptadas por parte de los Estados para atender las necesidades de asistencia técnica detectadas en el contexto de los exámenes de los ciclos primero y segundo y se desarrolló un panel de discusión del que fueron parte representantes de Alemania, Serbia y Senegal, quienes presentaron sus experiencias.