La Rioja recibirá dispositivos electrónicos para casos de violencia género


Un convenio que permitirá la asignación de setenta y cinco pulseras electrónicas para ser utilizadas en casos de violencia de género en La Rioja firmaron la subsecretaria nacional de Acceso a la Justicia, María Fernanda Rodríguez, y el ministro de Gobierno, Justicia, Seguridad y Derechos Humanos de la provincia, Alejandro Moriconi.

Los dispositivos servirán para el monitoreo de medidas cautelares dictadas en el marco de procesos judiciales de violencia contra la mujer sustanciados en esa jurisdicción.

Las pulseras electrónicas duales que entrega la cartera que encabeza Germán Garavano son herramientas de última tecnología, que sirven para el control, monitoreo y aseguramiento de medidas cautelares dispuestas en el marco de procesos judiciales de violencia contra la mujer. Su uso está previsto para casos de alto riesgo.

"Estos dispositivos duales se colocan tanto en víctimas como en agresores, y a través de mecanismos de geolocalización activan una alarma cuando se detecta la proximidad de la otra persona que trae la tobillera consigo. Esto permite que la víctima pueda retomar sus actividades cotidianas fuera y dentro de su residencia, sin quedar desprotegida por el Estado", explicó María Fernanda Rodríguez.

La funcionaria también destacó que "estamos felices de estar trabajando juntos en estos puntos de encuentro para mejorar la calidad vida de la gente, especialmente de las mujeres en situación de violencia doméstica".

Por su parte, el ministro Moriconi agradeció la colaboración de la cartera nacional de Justicia y destacó la oportunidad de trabajar de manera integrada "en actividades tan trascendentes, como lo es la protección de las personas, más aún cuando se encuentran en situaciones vulnerables”.

“Este dispositivo electrónico permite reducir los tiempos y complementar los sistemas preventivos de nuestro personal de seguridad, junto a la tarea que lleva a cabo la Justicia en cuanto a medidas restrictivas para resguardar a la víctima", señaló el funcionario provincial.

La puesta en marcha de esta acción se enmarca en el Plan Nacional de Acción para la Prevención, Asistencia y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres que impulsa el gobierno, que en su prueba piloto obtuvo resultados exitosos.

"En una primera fase se otorgaron 305 dispositivos a Córdoba, Mendoza, Salta, Buenos Aires, Chubut, Neuquén, Santa Fe, La Pampa, Ciudad de Buenos Aires, Entre Ríos y Tierra del Fuego. Ahora se suma La Rioja", subrayó la Subsecretaria.

Por otro lado, en las próximas semanas comenzarán en el centro de monitoreo que controlará la geolocalización de los dispositivos que utilizarán la víctima y su agresor, los trabajos de capacitación de los operadores locales.