CTIO de Salta, decimocuarta comisión provincial

En la ciudad de Salta se firmó el acta de conformación de la Comisión para el Trabajo con Igualdad de Oportunidades (CTIO) provincial. Es la primera vez que el acuerdo se firma con los ministerios de Trabajo y de Derechos Humanos.


 

En la capital provincial se firmó el acta de conformación de la Comisión para el Trabajo con Igualdad de Oportunidades (CTIO) de Salta en una jornada que tuvo como misión la construcción de este espacio institucional de diálogo social. De esta manera se fortalece la Red Federal de CTIO, que ya cuenta con 14 comisiones provinciales. Es la primera vez que el acuerdo se firma con los ministerios de Trabajo y de Derechos Humanos.

La apertura y la firma del acta estuvo a cargo de los funcionarios salteños: el ministro de Trabajo, Eduardo Gustavo Costello, la ministra de Derechos Humanos, María Pace, el secretario de Trabajo, Andrés Ramiro Chávez, y la subsecretaria de Promoción y Derechos Humanos, Rosaura Gareca, quien será la coordinadora de la CTIO.

Tras el acto de firma, el encuentro se constituyó en la primera reunión plenaria, ante el alto ánimo de participación de sus integrantes. Costello agradeció y felicitó al conjunto por la iniciativa considerando que este acto contribuye a “elevar el estándar de derechos de los trabajadores”, mientras que Pace resaltó el hecho como “un avance en materia de derechos de las mujeres al acceso al trabajo con integración, inclusión y equidad sustentada en el paradigma de los derechos humanos”. A su vez destacó que “constituir esta mesa es un logro de la presidenta de la CTIO nacional, Olga Hammar”.

Por parte de esta comisión nacional concurrieron representantes de los distintos sectores que la conforman.

Estela Díaz, de la CTA, disertó en el tema conciliación de trabajo y familia y se refirió a la “necesidad de corregir las diferencias y asimetrías sociales entre varones y mujeres ya que son muy diferentes las formas de inserción en el mundo laboral, dada la doble presencia de trabajo reproductivo y productivo, de las mujeres”, agregando “en función de esto hay que pensar políticas concretas”. Luego presentó el informe realizado por la CTA, “Inequidades laborales: las brechas de género en el trabajo y en los salarios”, concluyendo que “si no se acompaña con legislación, políticas públicas, sindicato y estado, no se van a poder subsanar estas diferencias”.

Su par en CGT, Noé Ruiz, habló del rol de los actores políticos y de la necesidad de promover que los compañeros militantes puedan acceder a los espacios políticos, agregando que “es fundamental reconstruir lazos luego de políticas perversas”, en relación con las tendencias neoliberales de los 90.

El ingeniero Bruno Capra, en representación del sector empresario, agregó que “la década ganada debe profundizarse para que las oportunidades de género aumenten, lo que implica el desafío enorme de transformar esta realidad en un conjunto de medidas que hagan mas inclusivo y distributivo el mundo del trabajo”.

Se refirió además a la importancia de que participen los actores empleadores en la mesa de diálogo social resaltando que “el consenso nace del disenso”, que las “asimetrías que se trabajan diariamente en la CTIO son derechos humanos y la dinámica que tiene este órgano cuatripartito enriquece a la sociedad a favor del trabajo digno, porque todo trabajo es decente”.

Por su parte, Laura Indycki, en representación de la presidenta de la CTIO nacional, Olga Hammar, coordinó la mesa de firmas y disertaciones que se desarrolló con la participación activa del secretario de Trabajo

de la provincia, Ramiro Chávez, y Rosaura Gareca.

Este evento, como es habitual en todas las conformaciones de nuevas comisiones, contó con el apoyo de la Fundación Friedrich Ebert; su directora, María Rigat, ofreció un taller de formación como recurso inicial para los protagonistas locales.

El acto que se desarrolló con este hecho histórico e inusual de convocar simultáneamente a dos organismos, deja de manifiesto que los temas del trabajo deben pensarse y discutirse en relación y en concordancia con la concepción de derechos.