Cómo es el control de los invernáculos


Dado que se ha observado la necesidad de contar con una normativa específica para regular las actividades que se lleven a cabo en invernáculos de bioseguridad con Organismos Vegetales Genéticamente Modificados (OVGM) desarrollados únicamente en laboratorios de la República Argentina, se establece el régimen aplicable para dichas actividades.

Para ello, el solicitante deberá estar inscripto previamente en el Registro Nacional de Operadores con Organismos Vegetales Genéticamente Modificados (RNOOVGM) y presentar una solicitud ante el INASE para obtener la autorización para realizar estas actividades.

Control de actividades y de existencias

Para llevar el control y registro de las actividades dentro del invernáculo, el solicitante deberá llevar un Libro de Actividades y un Libro de Existencias por cultivo, todos prefoliados y rubricados que deberán permanecer en el invernáculo y ser exhibidos a simple requerimiento de las autoridades de contralor. Ambos libros tienen que ser presentados dentro de los diez días de otorgada la autorización, por parte del organismo, para su rúbrica.

En el libro de Actividades, el responsable técnico asentará todas las actividades relacionadas con el manejo de las plantas que se realicen dentro de las instalaciones, incluyendo, entre otras: un registro de ingreso de materiales de manera correlacionada con el Libro de Existencias; operaciones con las plantas (incluyendo pero no limitadas a recorte de hojas); tomas de muestras para ensayos o pruebas; polinizaciones; embolsado de panojas; cosecha; destrucción del material. La descripción deberá ser clara y detallada, indicándose la localización y la identidad de los materiales manipulados.

En dicho libro también debe incluirse la nómina del personal técnico autorizado para trabajar en las instalaciones, indicando fecha de alta y baja de cada técnico autorizado, así como de los visitantes ocasionales.

Mientras que en libro de Existencias, el responsable técnico asentará periódicamente todas las existencias de materiales, consignando, respecto de cada evento: ingresos (altas) indicando origen y egresos (bajas) de material regulado y no regulado incluyendo el nombre de cada evento, la fecha de ingreso/egreso de los materiales y su localización dentro de la instalación, la cantidad de plantas ingresadas/egresadas y la producción de material de propagación.
Se establecen dos niveles de bioseguridad denominados BS1 y BS2 por lo que las actividades a ser autorizadas serán acordes con el nivel de bioseguridad del Invernáculo de Bioseguridad en que se propone su realización.

El nivel BS1 establece condiciones de bioseguridad para la realización de actividades con especies que no son malezas y que no tienen posibilidad de cruzamiento con malezas locales.
El nivel BS2 establece condiciones de bioseguridad para la realización de actividades con especies que tienen posibilidad de cruzamiento con malezas locales.
En el cuadro podrán comparar las característica estructurales de cada nivel de bioseguridad: