¿Qué son los Sitios de Memoria?


Son aquellos lugares que funcionaron como centros clandestinos de detención o donde sucedieron hechos emblemáticos vinculados al accionar terrorista del Estado hasta el 10 de diciembre de 1983.

A través de la Ley Nº 26.691, sancionada en 2011, la Dirección Nacional de Sitios de Memoria se ocupa de la preservación, señalización y difusión de los sitios de memoria del terrorismo de Estado.

Los sitios constituyen pruebas judiciales en los juicios por delitos de lesa humanidad y forman parte de nuestro patrimonio. Asimismo, son materialidades para la memoria y para la historia, espacios desde donde nombrarnos y desde donde aportamos a nuestra identidad colectiva. Son vestigios de la desaparición forzada de personas, de los intentos de impunidad de los responsables de los crímenes cometidos en esos lugares y arrojan luz sobre el doloroso pasado reciente de nuestro país.

En nuestro país, entonces, podemos efectuar una clara distinción que no necesariamente es aplicable a las experiencias de otros lugares. Los Sitios de Memoria pueden estar refuncionalizados o no, es decir, que pueden seguir funcionando como dependencias de las fuerzas armadas o de las fuerzas de seguridad y, sin embargo, se los considera Sitios Nacionales de Memoria porque cumplen con las características establecidas en la Ley N° 26.691.

Aquellos Sitios de Memoria que han sido refuncionalizados para llevar adelante acciones relacionadas con la memoria, la verdad, la justicia y la promoción de los derechos humanos son los que normalmente se denominan Espacios para la Memoria. Vale decir que todo Espacio para la Memoria es un Sitio de Memoria, pero no todo Sitio de Memoria es un Espacio para la Memoria.