Combustibles nucleares

Comisión Nacional de Energía Atómica


La CNEA ha desarrollado a lo largo de su historia una intensa actividad en materia de diseño, construcción y operación de reactores de investigación y producción y en el desarrollo y fabricación de los elementos combustibles para los mismos.

Desde su primer reactor de investigación, hasta los dos últimos que se encuentran en etapa de construcción, desarrolló y fabricó los correspondientes elementos combustibles. Además, la CNEA diseñó y fabricó los elementos combustibles para los reactores de investigación peruanos RP-0 y RP-10, construido por la misma CNEA.

En la actualidad, la CNEA cuenta con amplia experiencia en la materia y está en capacidad de producir comercialmente elementos combustibles para reactores de investigación en su Planta de Fabricación de Elementos Combustibles para Reactores de Investigación (ECRI) y de elaborar compuestos de uranio en la Planta de Fabricación de Polvos de Uranio (PFPU), ambas sitas en el CAC. Esta última tiene como tarea fundamental la provisión de polvos de óxido de uranio (U3O8) enriquecido al 20 % a la empresa CONUAR S.A. para la fabricación de los elementos combustibles para el reactor productor de radioisótopos RA-3.

En el marco de la “Iniciativa (internacional) de Reducción de la Amenaza Global” (GTRI), la Argentina decidió convertir el núcleo del reactor de investigación y docencia RA-6 del CAB de alto a bajo enriquecimiento. Tal decisión implicó el diseño y la fabricación por la CNEA de los nuevos elementos combustibles. En 2007 la CNEA ganó - a través de la empresa INVAP S.E. - la licitación convocada por el OIEA para la provisión de elementos combustibles de bajo enriquecimiento para el reactor de investigación MARIA de Polonia.

La ECRI además, fabrica los blancos con uranio de bajo enriquecimiento (20%) para la producción del radioisótopo de uso médico molibdeno-99, haciéndolo en forma rutinaria desde 2002 para su irradiación en el reactor de producción RA-3 del CAE y habiendo suscrito contratos con la empresa INVAP S.E. para proveerlos con destino a las facilidades que para producción de radioisótopos esa empresa construyó en Egipto y Australia.