Se firmó un convenio para impulsar la accesibilidad web en los sitios de internet .ar

En el marco del Día Mundial para Promover la Concienciación sobre la Accesibilidad Web, se firmó un Convenio entre la Secretaría de Legal y Técnica de Presidencia de la Nación y la Agencia Nacional de Discapacidad para garantizar el acceso de todas las personas con discapacidad a los sitios de Internet de dominio .AR.




En el marco del Día Mundial para Promover la Concienciación sobre la Accesibilidad Web, se firmó un Convenio entre la Secretaría de Legal y Técnica de Presidencia de la Nación y la Agencia Nacional de Discapacidad para garantizar el acceso de todas las personas con discapacidad a los sitios de Internet de dominio .AR.

El director ejecutivo de la ANDIS, Fernando Galarraga remarcó la importancia de “promover la accesibilidad web y de seguir encarando políticas públicas que apuesten a la inclusión de las personas con discapacidad”.

Además de Vilma Ibarra y Fernando Galarraga, participaron de la reunión Andrea Ramos, directora nacional de NicAr, Greta Pena, subdirectora ejecutiva de la ANDIS y Juan Pablo Ordoñez, director nacional para la Inclusión de las Personas con Discapacidad.

Con la firma de este convenio, se busca informar sobre las disposiciones de ese marco normativo, así como los requisitos de accesibilidad web determinados por la Oficina Nacional de Tecnologías de la Información (ONTI); articular con actores del sector público y privado, brindar cursos y materiales de capacitación, realizar campañas de concientización, y facilitar canales de consulta en el sitio de NIC Argentina, entre otros.

En nuestro país contamos con la Ley N° 26.653 de Accesibilidad de la Información en las Páginas Web, además de ser un principio reconocido en el artículo 3 y 9 de la Convención Nacional de Personas con Discapacidad.

Las personas con discapacidad forman parte del universo de usuarios y consumidores. Por ello, garantizar la accesibilidad web no sólo se promueve su autonomía sino que, además, equipara oportunidades de acceso a otros derechos como a la educación, la cultura y la recreación.

Desde que comenzó la pandemia, se aceleraron los procesos de la transformación digital y gran parte de las actividades de trasladaron a la virtualidad por lo que resulta muy necesario que las plataformas sean inclusivas.