Salud puso en marcha la Segunda Encuesta Nacional de Nutrición

El área que conduce Adolfo Rubinstein lanzó la Segunda Encuesta Nacional de Nutrición y Salud para conocer los patrones de alimentación, el estado nutricional y los índices de sobrepeso y obesidad de los argentinos. Incluye mediciones antropométricas y bioquímicas para evaluar anemia, función renal y consumo de azúcares y sodio.


La Secretaría de Gobierno de Salud de la Nación lanzó la Segunda Encuesta Nacional de Nutrición y Salud (ENNyS 2) en todo el territorio nacional, una iniciativa con la que busca evaluar el consumo de diversos grupos de alimentos y bebidas, los niveles de ingesta de sodio y los hábitos alimentarios e información nutricional de la población, con énfasis en la malnutrición clásica, el sobrepeso y la obesidad.

A través de la encuesta también se podrán conocer los niveles de acceso a programas sociales con componente alimentario, los índices de lactancia materna y la cobertura de vacunas, así como los índices de anemia en las mujeres en edad fértil, entre otros datos relevantes para el diseño de políticas públicas destinadas a la prevención de enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión y distintos tipos de cáncer.

“Estamos lanzando la Segunda Encuesta Nacional de Nutrición cuya última versión fue en 2005, hace ya muchísimo tiempo, y estamos haciendo un relevamiento poblacional en todo el país que a diferencia de la vez anterior incluye a los adultos y no solamente a los niños y a las madres”, indicó Adolfo Rubinstein, secretario de Gobierno de Salud de la Nación en el marco de la presentación técnica de la iniciativa.

“Hemos terminado la Encuesta Mundial de Salud Escolar y la Encuesta de Tabaquismo en Jóvenes y estamos empezando relevamiento telefónico de vigilancia de factores de riesgo” – enumeró - “un conjunto de iniciativas que van a arrojar datos que verdaderamente van a mejorar la calidad de las políticas públicas de salud”.

El funcionario destacó que “desde esta secretaría nuestro mayor objetivo es guiar todas las políticas sustantivas basadas en información objetiva proveniente de datos confiables. El hecho de que en este momento esté en el campo, además de las ya mencionadas, la Encuesta Nacional de Factores de Riesgo para evaluar cómo estamos en relación a todos los factores de riesgo de enfermedades crónicas más comunes con la incorporación de datos directos que nunca antes se utilizaron es fundamental”.

Perfil nutricional de la población

La Segunda Encuesta de Nutrición y Salud se realizará en hogares de todo el país con una muestra de 22 mil personas de todas las edades, seleccionadas al azar, con representatividad regional. Consta de tres pasos: primero, se completa un cuestionario sobre alimentación, actividad física y salud general; segundo, una nutricionista toma las mediciones antropométricas (peso y talla) y releva información el detalle de la ingesta de comida y bebida del día anterior de las últimas 24 horas.

Por último, el tercer paso, se aplica sólo a 3600 personas del total de la muestra seleccionados al azar con representatividad nacional, y se toman mediciones bioquímicas mediante extracción de sangre en el hogar para evaluar anemia, déficit de ácido fólico y vitamina b12, función renal y consumo de sodio (a través de una muestra de orina).

La primera ENNyS se realizó en el año 2005, e incluyó solamente niños y niñas de hasta 5 años, y mujeres en edad fértil. La nueva edición amplía la población en estudio y permite contar con datos sobre los patrones de alimentación, malnutrición, enfocada en sobrepeso y obesidad en todos los grupos de edad de la población.

La segunda ENNyS está en marcha desde el 15 de septiembre de 2018 y se espera concluir las tareas de campo a fines de diciembre.

En la implementación de la encuesta participaron la Dirección Nacional de Maternidad, Infancia y Adolescencia y la Dirección Nacional de Promoción de la Salud y Control de Enfermedades No Transmisibles de la Secretaría de Gobierno de Salud del Ministerio de Salud y Desarrollo Social, además del apoyo de UNICEF.

“Es muy preocupante el crecimiento de la obesidad, especialmente en niños, niñas y adolescentes, que va de la mano de un incremento del consumo de alimentos procesados con excesivo contenido de azúcar, grasa y sal, bebidas azucaradas, y una disminución del consumo de alimentos frescos y preparados en el hogar”, advirtió Verónica Schoj, directora nacional de Promoción de la Salud y Control de Enfermedades No Transmisibles.

“Hoy el exceso de peso representa la principal forma de malnutrición y golpea más fuertemente a los sectores sociales más vulnerables, por lo que la ENNyS es una herramienta fundamental para actualizar el diagnóstico de situación y para la implementación de políticas públicas que detengan la epidemia”, dijo.

“La ENNys 2 será clave también para contar con mejores datos que nos permitan fortalecer la promoción y protección de la lactancia materna, no sólo para prevenir la obesidad infantil y otras formas de malnutrición, sino también para garantizar la salud psicofísica integral de los niños y niñas”, indicó Diana Fariña, directora nacional de Maternidad, Infancia y Adolescencia.

Metodología
La recolección de datos está a cargo de 150 encuestadores y 150 nutricionistas que visitan los hogares de las personas seleccionadas. La población objetivo está constituida por personas de todos los rangos etarios, según la siguiente clasificación: de 0 a 2 años, de 2 a 17, y de 18 años y más.

De cada rango se recolecta información específica de la edad. Por ejemplo, en bebés se recaba información sobre lactancia materna, características del embarazo, anemia, déficit de ácido fólico y vacunas. En los niños, niñas y adolescentes se hace hincapié en los hábitos alimentarios, la prevalencia de celiaquía, la realización de actividad física y las características de los entornos escolares, etc.

La participación de todos los ciudadanos es muy importante. La información obtenida es anónima y confidencial y se encuentra protegida por la Ley 17.622 de Secreto Estadístico y la Ley 25.326 de Protección de Datos Personales.

Para una mayor seguridad de los encuestados, el personal en terreno lleva credenciales identificatorias con el logo del Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación. Se puede verificar la identidad de encuestadores y nutricionistas a través de la línea telefónica gratuita 0800-999-3040 (opción 4) del Ministerio.

Encuesta Nutrición

Sistema Nacional de Vigilancia

Segunda Encuesta Nacional de Nutrición