Recomendación de UNESCO sobre Ciencia Abierta

Los ministros Salvarezza y Trotta se reunieron junto a Fernanda Beigel y especialistas para dialogar sobre el rol de la Argentina en la región con vistas a la Conferencia General de la UNESCO que se realizará en 2021.


A partir de la designación de la socióloga del CONICET, Fernanda Beigel, como presidente del Comité Consultivo en Ciencia Abierta (AOC, por sus siglas en inglés), Argentina se transformó en un jugador estratégico para la región. En este sentido, se realizó una reunión virtual encabezada por los ministros de Ciencia, Tecnología e Innovación, Roberto Salvarezza, y de Educación, Nicolás Trotta, y la participación de Beigel; el embajador de Argentina ante la UNESCO, Pino Solanas, entre otros especialistas, para conversar sobre Ciencia Abierta, el escenario mundial, el rol de la Argentina en la región, y las expectativas.

“Ciencia abierta es un tema central en la democratización de la ciencia. La ciencia como derecho humano, garantizando a todos los habitantes del mundo el acceso al conocimiento. Ciencia transparente para solucionar temas concretos, ciencia al servicio de todos los ciudadanos”, expresó Salvarezza, “tenemos un desafío y la pandemia demostró que es posible, las comunidades científicas están maduras para este cambio”. Salvarezza y Trotta celebraron la iniciativa de la UNESCO y especialmente la designación de la investigadora del CONICET, que fue recomendada para la candidatura por el ministro de Ciencia y el secretario de Planeamiento y Políticas en Ciencia, Tecnología e Innovación, Diego Hurtado.

Por su parte, Beigel realizó un repaso por la situación actual de la Ciencia Abierta en la región y los avances y los desafíos pendientes. “En América Latina hay un ecosistema público de más de 25 años de acceso abierto manejado por la comunidad académica, en contraste al de Europa caracterizado por acceso abierto vía transferencia de los costos editoriales a los autores e instituciones”, explicó, “hay un avance sustancial en el acceso abierto y la ciencia abierta en América Latina, que se compone de tres aspectos: acceso a publicaciones (más de diez mil revistas en acceso abierto), datos abiertos (hay 10 países que ya tienen Sistemas Nacionales de Repositorios, que forman parte de LA Referencia, red latinoamericana de repositorios), y ciencia ciudadana, que es la participación en avances de la ciencia (y el que menos avance tiene en la región)”. Beigel realizó un diagnóstico de los desafíos y tensiones en el tema como la transferencia de costos a autores e instituciones en donde la ciencia abierta no es comercial, las desigualdades en las jerarquías existentes en la circulación del conocimiento, y las oportunidades como la ciencia abierta como indicador en evaluaciones, el multilingüismo, y la integración regional y la operabilidad, entre otros.

El Comité Consultivo de Ciencia Abierta trabaja en la elaboración de una recomendación de la UNESCO para la democratización de la ciencia, inspirado en la noción de la ciencia como derecho humano. Se espera que culmine con la aprobación de la recomendación por los Estados Miembros de la UNESCO en 2021. La comisión de expertos nace a raíz de una petición elaborada por los 193 Estados Miembros en la 40ª reunión de la Conferencia General de la UNESCO para la creación de un instrumento normativo internacional sobre ciencia abierta.

Participaron de la reunión por el Ministerio de Ciencia, el secretario de Planeamiento y Políticas en Ciencia, Tecnología e Innovación, Diego Hurtado; el subsecretario de Coordinación Institucional, Pablo Nuñez y la directora Nacional de Cooperación e Integración Institucional, Karina Pombo; por el Ministerio de Educación, el secretario de Cooperación Educativa y Acciones Prioritarias, Pablo Gentili; el director del INET, Diego Golombek; por la Comisión Nacional Argentina de Cooperación con la UNESCO (CONAPLU), Florencia Noya, Florencia Buonomo y Daniela Zalloco; por la UNESCO, el embajador argentino, Pino Solanas, y el encargado de Negocios, Miguel Angel Hildmann; por el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto, de la Dirección de Organismos Internacionales, Andrea Silvina Repetti.