Liberación de fauna en el chaco

Guardaparques del área protegida liberaron dos ejemplares de aguará popé que habían sido rescatados por vecinos de la zona.


Debido a la creciente de los ríos Paraná y Paraguay se observa un movimiento importante de fauna nativa que escapa de las zonas inundadas. Vecinos cercanos al Río Paraná capturaron dos ejemplares jóvenes de aguará popé, también llamado osito lavador, cuya madre había sido atropellada.

Dado que estos animales ya podían alimentarse por sí solos y se encontraban en buen estado de salud, fueron trasladados por Guardaparques y liberados en campos vecinos al área protegida.

Este tipo de acciones se vienen realizando periódicamente gracias al trabajo constante de la Reserva con las comunidades vecinas. El área protegida, cercana a grandes ciudades, constituye en forma directa e indirecta una solución a vecinos que ocasionalmente se encuentran con especies de fauna y no saben a quién recurrir.