La combinación de vacunas “muestra resultados preliminares alentadores”

La combinación de Sputnik V con AstraZeneca induce un aumento en los niveles de anticuerpos contra el nuevo coronavirus. Se tendrán los resultados de la combinación de Sputnik V con Sinopharm en la próxima semana.


Esto podría ser una estrategia segura y efectiva para prevenir los contagios y las formas graves por COVID-19, aseguró una investigadora de la Fundación Instituto Leloir (FIL) que conduce investigaciones sobre el tema.

“La combinación de las vacunas Sputnik V con Sinopharm o AstraZeneca muestra resultados preliminares alentadores: se observa un aumento en los niveles de anticuerpos luego de las segundas dosis aplicadas”, explicó Andrea Gamarnik, viróloga molecular e investigadora superior del CONICET en la FIL.

El anuncio se produce en un contexto en que esa estrategia se está analizando a nivel mundial y también en Argentina para completar los esquemas vacunales y garantizar una inmunidad estable de la población, sobre todo en un escenario de expansión de la variante Delta de SARS-CoV-2 de mayor transmisibilidad.

Con el apoyo del CONICET y el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, el Ministerio de Salud de la Nación está coordinando un estudio multicéntrico a nivel nacional en el que participan diferentes provincias, incluida la Ciudad de Buenos Aires, sobre la seguridad y la respuesta inmune inducida por la combinación de diferentes vacunas. En todos estos nodos se está utilizando COVIDAR, el test serológico desarrollado en la FIL que mide anticuerpos contra el nuevo coronavirus.

En el Laboratorio de Serología y Vacunas de la FIL se están llevando adelante estudios para evaluar la respuesta inmune (producción de anticuerpos) frente a la aplicación de vacunas heterólogas en una investigación coordinada por el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires.

Gamarnik agregó que, si bien los resultados finales se obtendrán en pocas semanas, “todo indica que la combinación de dosis será una estrategia muy útil que podrá estar disponible a corto plazo”.

Durante el estudio, los investigadores de la FIL midieron los niveles de anticuerpos en muestras de voluntarios que ya tenían una dosis del primer componente de Sputnik V. Tras recibir el segundo componente de AstraZeneca o Sinopharm fueron sometidos a un estudio de anticuerpos a los 14 días. Y se les realizará el mismo test a los 28 días para monitorear la respuesta inmune inducida por la combinación de las vacunas.

Nicolás Kreplak, ministro de Salud de la Provincia de Buenos Aires, indicó que los resultados del estudio realizado en esa provincia “suman tanto en seguridad como en producción de anticuerpos y nos muestran que hay una diferencia que es estadísticamente significativa respecto de la aplicación de la segunda dosis intercambiada en el caso de AstraZeneca” a quienes recibieron el primer componente de la Sputnik V.

Kreplak agregó que, en unos días, habrá más información sobre la combinación de Sputnik V con Sinopharm. Como ocurre en otros países, en el estudio multicéntrico a nivel nacional se incorporó también a la vacuna Moderna y se hará lo mismo con otras vacunas que ingresen a la Argentina.