Presidencia de la Nación

La Academia Nacional de Ingeniería premió como egresada sobresaliente a una joven profesional de la CNEA

Se trata de la Ing. María Camila Soria, quien recibió el premio “Ing. Isidoro Marín”. Es egresada del Instituto de Tecnología Nuclear Dan Beninson (IDB) y fue premiada por su dedicación y desempeño, tanto por su instituto de formación como por la Academia.


La Ing. María Camila Soria es salteña, pero hace un año que vive en Bariloche, donde trabaja en el campo de la neutrónica vinculada al Proyecto CAREM en las instalaciones del Centro Atómico Bariloche (CAB) de la Comisión Nacional de Energía Atómica.

Inició sus estudios en la Universidad Nacional de Salta y luego se recibió como Ingeniera Nuclear con Orientación en Aplicaciones en el Instituto de Tecnología Nuclear Dan Beninson (IDB), dependiente de la CNEA y la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM). El IDB forma recursos humanos especializados en el campo nuclear en áreas relevantes de la ciencia y la tecnología.

“El premio es una distinción al esfuerzo de años que tomó la carrera, particularmente en período de pandemia, que implicó todo un despliegue de mayores energías, por eso siento que el logro no es sólo mío, sino algo que fue posible gracias a mis docentes, compañeros y autoridades del Beninson”, enfatiza la Ing. Soria.

Los premios “Ing. Isidoro Marín” que entrega la Academia Nacional de Ingeniería (ANI) tienen como objetivo servir de estímulo a jóvenes ingenieros e ingenieras egresadas de universidades argentinas, que se han destacado por su dedicación y habilidades en sus estudios de formación científica y técnica. De esta forma, la entidad busca difundir la investigación científica en ingeniería con el propósito de promover el desarrollo y el progreso del país. Si bien el anuncio se había efectuado en octubre, la ceremonia de premiación tuvo lugar el pasado 1 de diciembre.

“Cursar en el Centro Atómico Ezeiza me permitió conocer todo el universo de la CNEA y vincularme con profesionales y docentes también del Centro Atómico Constituyentes y de Nucleoeléctrica Argentina S.A. En este sentido, valoro mucho el apoyo que implica la universidad pública y el estado argentino, que me becaron durante mis años de estudio”, agregó la graduada del IDB.

Actualmente se desempeña en el Departamento de Física de Reactores y Radiaciones, de la Gerencia de Ingeniería Nuclear de la CNEA. Su dedicación es completa al Proyecto CAREM, primer reactor nuclear tipo SMR de baja potencia. Allí realiza cálculos del núcleo, específicamente con un código acoplado de la parte neutrónica, donde realiza tareas de apoyo a esa área.

La ingeniera destacó la importancia que tiene el desarrollo nuclear desde una perspectiva ambiental y climática y mencionó que "resulta vital continuar divulgando las grandes posibilidades que brinda la energía nuclear en el país, por sus amplios beneficios en diversas áreas".

Soria remarcó que Argentina tiene la capacidad de liderar en tecnologías nucleares y expresó que "quedarme en mi país es una opción muy buena, ya que se están haciendo desarrollos tecnológicos que muy pocos países realizan y yo creo que la proyección del área nuclear es muy esperanzadora". "Siempre van a seguir surgiendo buenos proyectos como el CAREM que despierten nuevos desafíos", concluyó.

Scroll hacia arriba