Investigan la detección del SARS COV-2 en aguas residuales

Investigadores de la Universidad Nacional de Córdoba monitorean aguas cloacales para evaluar la tendencia de la circulación viral en la población


El proyecto “Monitoreo ambiental de SARS-CoV-2 en aguas cloacales de la ciudad de Córdoba, Argentina” es uno de los 64 proyectos seleccionado en el marco de la Convocatoria IP COVID/19 realizada por la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i) y forma parte de la red federal de grupos de “Detección de coronavirus en el ambiente, con foco inicial en aguas residuales" que se conformó dentro de la Unidad Coronavirus que la Agencia integra en conjunto con el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación y CONICET.

La iniciativa está a cargo de Gisela Masachessi y un equipo de investigación del Instituto de Virología Dr. JM. Vanella (INViV) de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Córdoba. En el INViV, junto a Masachessi, estuvieron Matías Liendo, María Belén Pisano, Viviana Elizabeth Ré y Silvia Viviana Nates. El proyecto también cuenta con la colaboración del ministro de Salud de la Provincia de Córdoba, Diego Cardozo; la secretaria de Prevención y Promoción de la Salud de la Provincia de Córdoba, María Gabriela Barbás; Laura López, Gonzalo Castro y Paola Sicilia, integrantes del ministerio; Ariana Mariela Cachi y María de los Ángeles Marinzalda del equipo del Instituto de Medicina Aeronáutico Espacial de la Universidad de la Defensa y Gustavo Ibarra y Ricardo Manuel Rojas de la Planta Municipal de tratamientos de efluentes cloacales Bajo Grande. Rojas también participa en la Cooperativa Integral Regional de Provisión de Servicios Públicos, Vivienda y Consumo Limitada (COOPI).

El objetivo del proyecto es evaluar la circulación poblacional del virus SARS-CoV-2 y la participación de aguas cloacales como potencial fuente de exposición al virus, mediante la detección, cuantificación génica, caracterización molecular de cepas e inferencia de la viabilidad/infectividad del virus en aguas cloacales de la ciudad de Córdoba y del Valle de Punilla.

El estudio del virus SARS-CoV-2 en aguas cloacales constituye una herramienta útil para el monitoreo del virus en la población en tanto refleja la magnitud del brote en una comunidad. Además, la detección del virus en aguas cloacales podrá informar sobre su re-ingreso en escenarios de futura eliminación de la circulación viral.

Este trabajo propone brindar conocimiento sobre la historia natural de infección por SARS-CoV-2 y fortalecer las capacidades locales para evitar la eventual propagación del virus a ecosistemas acuáticos de contacto estrecho con los individuos. Por último, existe la idea de proponer a las autoridades vinculadas con áreas de ambiente y salud locales la sistematización de la vigilancia de SARS-CoV-2 en aguas cloacales de grandes conglomerados poblacionales de la provincia.

El muestreo de las aguas residuales inició el 11 de mayo del 2020 cuando los casos en Córdoba empezaban a aumentar. Hacia fines de noviembre, el proyecto cuenta con diversos avances. En primer lugar, se logró implementar una metodología eficiente para la detección de SARS-CoV-2 en aguas cloacales. Entre las variables que se tienen en cuenta para el análisis se encuentran: la estimación de excretores de SARS-CoV-2 en materia fecal, el porcentaje de individuos conectados a cloacas y la cantidad de excretores acumulados. El 100% de las muestras procesadas fueron positivas para enterovirus viable, lo que demuestra que la matriz es apta para el mantenimiento de la viabilidad de virus entérico.