Garré en Asamblea de Mesas Barriales de Seguridad


La ministra de Seguridad, Nilda Garré, participó ayer del I° Encuentro de Mesas Barriales de la ciudad de Buenos Aires y entregó certificados a los primeros egresados de las Escuelas de Participación Comunitaria.

En diálogo con los integrantes de las 28 mesas barriales porteñas, la ministra destacó el alto nivel de adhesión que tiene el programa y el rol activo de los ciudadanos en la conformación de estos espacios de intercambio.

“El Programa Nacional de Participación Comunitaria en Seguridad tiene como objetivo la construcción de una política de seguridad en consonancia con el proceso de profundización de nuestra democracia”, señaló Garré ayer por la tarde en el auditorio del Hotel Bauen.

En el acto también se desarrollaron “talleres de trabajo” con el objetivo de exponer las primeras conclusiones de la labor realizada en las mesas barriales y los desafíos que plantea este espacio de diálogo entre vecinos.

Garré recibió los testimonios de cada grupo, quienes coincidieron en señalar las ventajas de esta política pública de seguridad que otorga a los ciudadanos un papel central en el diseño de soluciones concretas.

A su vez, la titular de la cartera de Seguridad señaló que las mesas barrialescontribuyeron a la elaboración más precisa de “mapas del delito y la violencia” en los barrios y a la consecuente reasignación de recursos, agentes y patrulleros, de acuerdo a la identificación que hicieron las organizaciones sociales de cuáles son los “puntos calientes” en cada zona.

Posteriormente, Garré entregó diplomas a los 83 egresados de las Escuelas de Participación Comunitaria de las sedes Sur y Centro, instancias de capacitación articuladas por la Secretaría de Políticas de Prevención y Relaciones con la Comunidad a cargo de Ileana Arduino.

Esta iniciativa estuvo orientada a la capacitación de las organizaciones comunitarias en el diseño y ejecución de políticas públicas de seguridad. El programa académico se dividió en 8 encuentros, que tuvieron lugar en la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA y en la Universidad Popular Madres de Plaza de Mayo.

“La Escuelas de Participación Comunitaria brindan las herramientas que las organizaciones barriales necesitan para la confección de espacios de debate y reflexión. En este sentido, la capacitación es un paso fundamental para poder identificar los problemas y promover soluciones”, dijo Arduino, quien también entregó diplomas junto a la directora nacional de Participación Comunitaria, Martha Arriola; el Decano de la Facultad de Ciencias Sociales, Sergio Caletti; y la rectora de la Universidad Popular Madres de Plaza de Mayo, Inés Vázquez.

Participaron del encuentro la secretaria de Seguridad Operativa, Cristina Caamaño; los subsecretarios de Delitos Complejos y Lucha contra la Criminalidad Organizada, Miguel Robles, de Prevención del Delito y la Violencia, Cecilia Ales, y de Gestión y Bienestar, Gustavo Palmieri; el jefe de gabinete de asesores del Ministerio de Seguridad, Raúl Garré; la directora nacional de Derechos Humanos, Natalia Federman; y el secretario ejecutivo del Consejo de Seguridad Interior, Miguel Bermejo.