Sarampión: riesgo para viajeros


Alerta epidemiológico: 01/05/2018
Gacetilla de prensa: 03/04/2018

El sarampión es una enfermedad viral altamente contagiosa que se trasmite rápida y fácilmente de persona a persona por vía respiratoria. Se manifiesta por la presencia de fiebre y erupción en la piel. Puede causar complicaciones graves desde neumonía y encefalitis hasta una enfermedad infrecuente, de curso progresivo y desenlace fatal, denominada panencefalitis esclerosante subaguda. El sarampión es letal hasta en 1-2 de cada 1000 niños que enferman. No tiene tratamiento específico, sin embargo, para prevenirlo se dispone de una vacuna segura y eficaz en el Calendario Nacional de Vacunación de Argentina.

Argentina, gracias a la vacunación, ha logrado eliminar la circulación del virus del sarampión. El último caso autóctono o endémico se registró en el año 2000. Desde ese momento se notificaron 32 casos importados (en personas que contrajeron el virus fuera del país) y relacionados a la importación (casos que adquirieron la infección por contacto con el caso importado).

En el año 2017 se notificaron más de 21.000 casos de sarampión en la Región Europea y 35 defunciones. Grandes brotes se registran en Rumania, Italia, Ucrania, Alemania, Francia, Bélgica, Federación Rusa, Grecia y Bulgaria, entre otros.

En la Región de las Américas, en el año 2018, se registraron casos de sarampión en 11 países (Antigua y Barbuda, Argentina, Brasil, Canadá,  Colombia, Ecuador, EEUU, Guatemala, México, Perú y Venezuela). El mayor brote está en desarrollo en Venezuela, con más de 1000 casos confirmados desde el inicio del brote en abril 2017. En Brasil y Colombia se registraron casos en personas provenientes de Venezuela. Se registraron  fallecidos en Venezuela y  Brasil.

Siendo Argentina un país que logró eliminar la circulación endémica del sarampión y teniendo en cuenta la situación epidemiológica mundial y el masivo tránsito de viajeros desde y hacia países con circulación viral, existe alto riesgo de importación de casos y desarrollo de brotes si una persona enferma o que esté incubando la enfermedad ingresa al país. Para evitarlo, es fundamental que toda la población esté correctamente vacunada.

El Ministerio de Salud de la Nación indica contar con esquema de vacunación completo para la edad según Calendario Nacional de Vacunación:

  • De 12 meses a 4 años: deben acreditar UNA DOSIS de vacuna triple viral (sarampión-rubéola-paperas).

  • Mayores de 5 años: deben acreditar DOS DOSIS de vacuna con doble o triple viral después del primer año de vida.

  • Las personas nacidas antes de 1965 NO necesitan vacunarse porque se consideran protegidos por haber estado en contacto con el virus.

Es recomendable que los niños entre 6 y 11 meses de vida inclusive, que viajen al exterior reciban una dosis de vacuna triple viral. Esta dosis es adicional y no debe ser tenida en cuenta como esquema de vacunación regular. En caso de niños menores de 6 meses de vida, se sugiere aplazar y/o reprogramar viajes al exterior, puesto que en ellos la vacuna triple viral está contraindicada.

El sistema inmune genera defensas suficientes a partir de los 10 días de recibida la vacuna pero si no se vacunó es importante que de todas maneras antes de viajar no pierdas la oportunidad.

Si presentás fiebre y erupción cutánea durante el viaje o dentro de las tres semanas del regreso, consultá inmediatamente al médico informando el antecedente de viaje. No concurras a lugares públicos hasta que el médico lo autorice.