Cuidados principales


Distancia social

  • Mantené una distancia de dos metros con otras personas.

  • Evitá reuniones en espacios cerrados.

  • Evitá aglomeraciones de personas.

Uso correcto del barbijo

  • El barbijo debe tener al menos dos capas de tela (idealmente, tres capas).

  • Debe cubrir nariz, boca y mentón y ajustarse a la cara.

  • Te tiene que permitir respirar bien.

  • Antes de colocarte el barbijo, lavate las manos.

  • Retiralo agarrándolo de los elásticos detrás de las orejas. Evitá tocar la parte de adelante. Lavalo con agua y jabón.

  • Las máscaras faciales y los barbijos con válvula no sirven para prevenir la COVID-19.

Ventilación de ambientes

  • En lugares cerrados, mantener siempre abiertas al menos dos ventanas, aunque sea 5 centímetros, para asegurar la ventilación constante y cruzada.

  • En autos y colectivos, abrir las ventanillas de adelante y de atrás, de lados opuestos (por ejemplo, ventanilla derecha de adelante y ventanilla izquierda de atrás) para lograr la ventilación cruzada.

  • Los aires acondicionados tipo split no están aconsejados dado que no renuevan el aire.

  • Se desaconseja el uso de ozonificadores. Más información

Lavado de manos

  • Lavate las manos frecuentemente con agua y jabón, sobre todo:

    • Después de manipular basura o desperdicios.
    • Antes y después de comer, manipular alimentos y/o amamantar.
    • Luego de haber tocado superficies de uso público (mostradores, pasamanos, picaportes, barandas, etc).
    • Después de manipular dinero, llaves, animales, etc.
    • Después de ir al baño o de cambiar pañales.
    • Al llegar a tu casa o a tu lugar de trabajo.
    • Después de toser, estornudar o limpiarte la nariz.
  • El lavado debe durar entre 40 y 60 segundos.

  • En caso de estar en un lugar sin agua y jabón, utilizar alcohol en gel o alcohol al 70%.

Otras medidas de cuidado

  • No compartas mate, vasos, cubiertos ni otros elementos personales.

  • Tosé o estornudá sobre el pliegue del codo o utilizá pañuelos descartables.

  • Evitá tocarte la cara.

Si sos mayor de 60 años, estás gestando o tenés patologías crónicas

Si estás amamantando

En las pandemias la lactancia materna cumple un rol fundamental: es capaz de salvar vidas y hacer más leves las enfermedades que se puedan producir en los niños y las niñas.

  • Aunque no tengas sospecha ni confirmación de COVID-19, higienizate los pechos y lavate muy bien las manos antes y después de amamantar.

  • Si sos un caso sospechoso o confirmado de COVID-19, podés seguir amamantando. Hasta el momento no se ha detectado la presencia del virus en la leche de la madre. Igualmente tendrás que extremar las medidas de higiene para no contagiar al bebé a través del contacto, al hablar, toser o estornudar. Usá barbijo mientras le das el pecho. Si te sacás el barbijo, el bebé debe estar a más de 2 metros tuyo y al cuidado de alguna persona sana.

  • Si estás internada por COVID-19 sin tu bebé, podés sacarte leche para que se la den más tarde. Seguí las siguientes recomendaciones:

    • Higienizate los pechos y lavate muy bien las manos antes y después de extraerte.
    • Usá barbijo durante la extracción.
    • Si usás una bomba de extracción, eléctrica o manual, ésta no puede ser compartida con otras personas sin previa esterilización hospitalaria.
    • Pedí ayuda a los profesionales que te atienden.

Animales de compañía

Los animales no transmiten el virus de la COVID-19, pero sí pueden contagiarse. Por eso, si tenés síntomas compatibles con COVID-19 o sos un caso confirmado:

  • Restringí el contacto con tus animales o evaluá trasladarlos a otra vivienda o guardería de manera temporal.

  • En caso de no poder evitar el contacto, lavate las manos antes y después de interactuar con ellos.