Régimen de Obsequios y Viajes


El objetivo del Régimen de Obsequios es preservar la imparcialidad de los funcionarios y, a tal fin, prohíbe recibir obsequios o el financiamiento de viajes que puedan viciar los procesos de toma de decisiones públicas.

Aquellos beneficios que excepcionalmente pueden aceptarse, deben ser registrados y están disponibles para la consulta pública a través el Registro de Obsequios a Funcionarios Públicos y Viajes Financiados por Terceros.

Acá podés consultar cuál es el alcance de la prohibición, cómo registrar, en qué casos y cómo deben incorporarse al patrimonio del Estado y también consultar el Registro.