YCF


La explotación se organiza cuando el General Juan Domingo Perón, dictó el Decreto N° 17.371 de 18 de agosto de 1950, y creó así la Empresa Nacional de Energía (ENDE), organismo dentro del cual conservó su individualidad como empresa nacional de energía, al solo efecto de su gestión económica.

Los Decretos N° 6456/55 creador del Consejo Nacional de Energía y N° 14918/56 creador de la Dirección Nacional de Energía le devolvieron su autarquía como empresa nacional.

El Decreto **N° 3682 del 6 de agosto de 1958, le atribuye el nombre y las características actuales, bajo la denominación de YCF.

De esta manera se constituye como una de las empresas del Estado, legislada por la Ley N° 13.653, art. 9, como ente autárquico con capacidad jurídica para actuar en el orden del derecho público y privado, sin otras limitaciones que las establecidas en esta ley.

Actuaba en sus relaciones con el Poder Ejecutivo por intermedio de la Secretaría de Estado de Energía y Combustible. En un primer momento, el transporte desde Río Turbio a Río Gallegos se efectuaba mediante camiones a vapor, lo que resultaba muy ineficiente debido a que estos consumían 2/3 del carbón que transportaban en el trayecto. Es por eso que se decidió la construcción de un tendido ferroviario desde el yacimiento hasta el puerto de embarque. El 24 de mayo de 1951, se procedió a la inauguración provisional del ferrocarril, y se construyó un muelle de madera provisorio con sus instalaciones mecánicas, que fue ampliado y mejorado. Las obras concluyeron en 1956.

Desde la inauguración del ferrocarril, la producción fue en aumento hasta 1979, cuando se dio el punto máximo de producción, con 1.400.000 t de producción bruta y 700.000 t de producción depurada, gracias a la incorporación de última tecnología en extracción.

La comercialización alcanzó su punto máximo en 1972 con 570.000 toneladas vendidas y de allí en más se estancó, debido a dificultades comerciales importantes. Especialmente, debido a la falta de interés en el carbón como fuente generadora de electricidad en favor de la generación hidroeléctrica y nuclear.

Durante la dictadura militar de 1976 a 1983 se designó como Delegado Interventor, Wolcanyik, Juan, Capitán de navío, Resolución M.E., 2, 24/03/76. Se tiene conocimiento que 1 trabajador de la empresa es detenido-desaparecido.

Luego de 1979 la empresa entraría en una etapa de pocas inversiones, lo que provocaría el deterioro de maquinarias e infraestructura, incidiendo negativamente en la producción y provocando una crisis.

En el periodo 1985-1987 se pretendió realizar inversiones en la empresa y la renovación de maquinarias dentro del marco del "Plan Austral".

Finalmente, entre 1993 y 1995 la empresa entró en un período de reestructuración que concluyó con su privatización.