Zabaleta: “Tenemos que consolidar el camino de la economía popular con nuevas herramientas que vamos a poner en discusión en el Parlamento”

Así lo aseguró el ministro de Desarrollo Social de la Nación en el marco de la apertura del tercer encuentro del Foro de la Economía Popular que se realizó en la sede del Ministerio.


El ministro de Desarrollo Social de la Nación, Juan Zabaleta, inauguró la tercera reunión del Foro de la Economía Popular, que en esta jornada expuso la experiencia de los servicios socio comunitarios, en particular en los comedores y merenderos. El foro estuvo organizado por el Ministerio en conjunto con la iniciativa Argentina Armónica, la Red de Intercambio Técnico con la Economía Popular (Ritep) y la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP).

En la apertura, el ministro agradeció a todas y a todos el trabajo que “está garantizando la paz social en la Argentina, fundamentalmente, los que están día a día en el territorio acompañando, asistiendo y, por supuesto, generando expectativas en una Argentina que está en reconstrucción”. También resaltó la labor de "las organizaciones sociales, las iglesias, las organizaciones no gubernamentales con las que venimos desarrollando esta tarea".

El programa del foro se centró en tres ejes: por un lado, el acceso a alimentos nutritivos de forma continua, fortaleciendo al mismo tiempo, las cadenas de valor de la economía popular vinculando la producción de alimentos con la demanda de los comedores; también se trató la idea de reconocer el trabajo realizado por los trabajadores/as: potenciar los espacios comunitarios incluyendo capacitaciones para la producción de alimentos sanos, la venta fraccionada de productos y la ampliación de los servicios brindados a la comunidad (talleres de lecto-escritura, arte, deportes, etc.).

Por último, se trabajó sobre la sistematización de información, poniendo énfasis en la necesidad de generar herramientas para sistematizar información sobre los alimentos suministrados en los comedores y merenderos, con su impacto en la salud, para el desarrollo de políticas públicas.

En este marco, Zabaleta destacó la importancia del acceso a los alimentos nutritivos: “Me parece que tenemos una deuda ahí, una demanda para trabajar. Nosotros desde el Ministerio, fundamentalmente, con la inversión de recursos vamos a estar acompañando” y agregó: “Me gusta decir que 'Economía Popular es Trabajo'; tenemos que seguir consolidando ese camino con nuevas herramientas que vamos a poner en discusión en el Parlamento, como la Ley de Monotributo Inclusivo, la Ley de Compra Social y la Ley de Crédito no bancario".

El 13 de diciembre tuvo lugar el segundo encuentro del Foro, en esa oportunidad concentrando el debate respecto a la rama del reciclado. "Los problemas que tienen quienes trabajan en el sector de recuperación son variados y con el programa Argentina Recicla estamos abordándolos, pero falta hacer más y esa es una de las características de un Estado presente: que trabaja día a día, con la oreja pegada a la tierra para ampliar derechos”, expresó por entonces Zabaleta.

Anteriormente, el 29 de noviembre, el Foro focalizó en su primer encuentro en la agricultura familiar, haciendo eje en el acceso a la tierra y a los derechos básicos, la infraestructura rural, insumos, equipamiento y tecnología y las limitaciones que existen para la comercialización de los productos.

En esa oportunidad, se discutió sobre la alta concentración de la producción agropecuaria en la Argentina, fundamentalmente en aquellos que tienen gran incidencia en el comercio exterior. Como contracara, existe una multiplicidad de experiencias de productores/as familiares, campesinos/as, pueblos originarios, pescadores/as artesanales y pastores/as que trabajan la tierra en todo el territorio, que comúnmente se denominan Agricultores/as Familiares.

Estas familias, en muchos casos organizadas en pequeñas comunidades, ya sea en tierra propia individual, tierras comunitarias o tierras arrendadas, logran su sustento económico produciendo cultivos regionales, hortícolas, frutícolas, criando animales, y agregando valor a los alimentos de manera artesanal.

Se estima que más del 60% de las familias que se encuentran en los espacios rurales de Argentina pertenece a la agricultura familiar, involucrando a más de 2.000.000 de personas.