Wado de Pedro: “El Consenso Fiscal que firmaron todas las provincias no aumenta impuestos, sino que equilibra la situación impositiva de todas”

 


El ministro del Interior, Wado de Pedro, destacó hoy que la firma del Consenso Fiscal 2021 con las 23 jurisdicciones del país “le devuelve autonomía y equilibra la situación impositiva de las provincias”, y dejó en claro que el acuerdo “no aumenta impuestos, sino que pone topes a las alícuotas actuales”, al brindar su discurso cuando esta tarde acompañó al presidente Alberto Fernández durante la refrenda celebrada en Casa Rosada, junto al jefe de Gabinete de Ministros, Juan Manzur; el ministro de Economía, Martín Guzmán; y gobernadores y vicegobernadores provinciales.

El Consenso Fiscal 2021 no sólo marca pautas en torno a endeudamientos y gastos de las provincias, sino que a la vez extiende el freno a la baja de alícuotas de Ingresos Brutos, acordada por el expresidente Mauricio Macri en 2017.

En la ocasión Wado de Pedro aseguró que la firma de este nuevo Consenso Fiscal “le devuelve autonomía y equilibra la situación impositiva de las provincias, generando estabilidad y seguridad jurídica para dar certezas a los inversores, a las provincias y a los contribuyentes”.

El ministro dejó en claro que “este Consenso no aumenta impuestos, sino que pone topes a las alícuotas actuales”. “O sea -aclaró- todos los gobernadores y gobernadoras que hoy participan de la firma se están autolimitando en lo relativo a la suba de impuestos”.

“Si bien son 23 jurisdicciones las que firman, una de ellas, la Ciudad de Buenos Aires, no participa, utilizando un discurso que quizás en lo mediático pueda resultar más simpático, pero lo cierto es que aquella jurisdicción que no firma este consenso puede aumentar más los impuestos que el resto de las que participan de la refrenda.”

“Por tercera vez firman las 23 provincias argentinas, con una única ausencia, nuevamente, del Gobierno de la ciudad de Buenos Aires”, detalló el titular de la cartera de Interior.

“La gestión anterior del expresidente Macri condicionó a las provincias con metas de ajuste fiscal y las empujó a endeudarse en dólares”, añadió Wado de Pedro, para luego enfatizar que fue “el presidente Alberto Fernández quien revirtió esa lógica, respetando el espíritu federal, como manda nuestra Constitución Nacional”.

El titular de Interior valoró que los gobernadores y gobernadoras presentes en la firma del actual consenso “hayan debatido honestamente, aun dando a conocer nuestras diferencias, para luego arribar a este acuerdo”, ya que, según indicó, “no se trata de pensar todos del mismo modo, sino de discutir a conciencia los problemas del país, de modo de encontrar soluciones”.

Posteriormente, Wado de Pedro detalló los alcances de este consenso, que se traducen en “la colaboración fiscal entre las provincias para la simplificación y modernización del sistema tributario federal; la corrección de desequilibrios y privilegios en desmedro del conjunto de las provincias; y la promoción del desendeudamiento provincial”.

“Este Consenso promueve también el desendeudamiento de las provincias. Así como al Gobierno nacional le tocó la ardua tarea de trabajar en la negociación con los accionistas de la deuda privada, y hoy todos los argentinos estamos trabajando fuertemente en la discusión y en el acuerdo con el FMI, este Consenso también aporta criterios para desendeudar los fondos de las provincias.”

El titular de Interior añadió que el acuerdo “abre la discusión en relación con la diversidad de criterios que hay en las provincias respecto de algunos impuestos que funcionan en algunas jurisdicciones y en otras no”, lo que permitirá “continuar analizando las experiencias exitosas y las experiencias de las distintas provincias para ver de qué manera nos podemos anticipar y encarar el Consenso a fines de 2022”.

Para concluir, Wado de Pedro manifestó su orgullo “por el trabajo permanente con cada una de las jurisdicciones, y de la construcción de una Argentina federal”.

“Esa es la indicación de nuestro presidente, Alberto Fernández, y de ese modo continuaremos haciendo obras, pensando la Argentina, incentivando cada una de las áreas productivas que hacen vivible cada rincón de Argentina, porque el objetivo de este Gobierno es generar empleo y felicidad en cada rincón de nuestro queridísimo país”, finalizó de Pedro.

Previamente, el primer mandatario había asegurado que la firma del nuevo Consenso Fiscal con 23 provincias implica “garantizar un crecimiento equilibrado” del país bajo un sistema “federal”, al tiempo que criticó a la administración de la Ciudad de Buenos Aires por negarse a rubricar ese convenio.

“Celebro que hayamos logrado el consenso de 23 jurisdicciones, y lamento que haya quedado sin firmar la Ciudad de Buenos Aires, porque cuando se llevaba los puntos de coparticipación lo hacía sin consensos”, planteó el presidente al encabezar el acto en el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada.

Para el presidente, la puesta en marcha del nuevo Consenso Fiscal significa “un paso más para garantizar un crecimiento equilibrado en toda la Argentina, preservando la autonomía de las provincias y profundizando el sistema federal”.

El Consenso Fiscal 2021 es el resultado de un acuerdo en materia tributaria alcanzado entre el Estado Nacional y los gobernadores y gobernadoras de todas las provincias del país.

En materia de administración tributaria, el acuerdo impulsa a “promover el intercambio de información de naturaleza tributaria sobre los contribuyentes” de las distintas jurisdicciones con el objetivo de mejorar “las capacidades de gestión y potenciar el cumplimiento tributario por parte de los y las contribuyentes a escala nacional, provincial y municipal, en el marco del federalismo fiscal vigente”.

En relación con el Impuesto de Sellos, establece una alícuota máxima del 3,5% a la transferencia de inmuebles; del 3% a la de automotores; y del 2% a los restantes actos, contratos y operaciones alcanzadas por este tributo. En tanto no están sujetos a alícuota máxima “los actos, contratos y operaciones relacionados con las actividades de loterías y los juegos de azar”.

El entendimiento estipula además que, en el transcurso de 2022, las provincias y CABA deberán legislar sobre un impuesto “a todo aumento de riqueza obtenido a título gratuito como consecuencia de una trasmisión o acto de esa naturaleza”.

Entre otros ejes, el nuevo Consenso Fiscal invita a las jurisdicciones a abstenerse por el período de un año de iniciar procesos judiciales, así como suspender los ya iniciados por el mismo período de tiempo.

Asimismo, el Gobierno nacional se compromete a pagar en 12 cuotas los saldos pendientes de la actualización de la compensación; al tiempo que fija para las provincias parámetros para el “endeudamiento responsable” en moneda local y extranjera.

El acuerdo fue refrendado por los gobernadores y las gobernadoras de Buenos Aires, Axel Kicillof; Catamarca, Raúl Jalil; Chaco, Jorge Capitanich; Corrientes, Gustavo Valdés; Formosa, Gildo Insfrán; Jujuy, Gerardo Morales; La Rioja, Ricardo Quintela; Mendoza, Rodolfo Suárez; Misiones, Oscar Herrera Ahuad; Neuquén, Omar Gutiérrez; Río Negro, Arabela Carreras; Salta, Gustavo Sáenz; San Juan, Sergio Uñac; Santa Cruz, Alicia Kirchner; Santa Fe, Omar Perotti; y de Santiago del Estero, Gerardo Zamora.

En tanto, lo rubricaron en representación de Córdoba el vicegobernador Manuel Calvo; de Entre Ríos, la vicegobernadora María Laura Stratta; y de Tierra del Fuego, la vicegobernadora Mónica Urquiza.

El gobernador de La Pampa, Sergio Ziliotto; y el de San Luis, Alberto Rodríguez Saa; adhirieron pero no firmaron el Consenso Fiscal 2021, dado que fueron las únicas dos provincias que no suscribieron el convenio original de 2017 celebrado por el expresidente Macri, y por lo tanto no están obligadas a refrendar el actual acuerdo.

Mientras que el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, se ausentó con aviso, ya que la semana pasada había comunicado su decisión de no rubricar el pacto argumentando que en la Ciudad su gestión no iba a subir impuestos.