Tomada firmó con CTERA un convenio de Formación Sindical

El ministro de Trabajo firmó junto a la titular de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA), Stella Maldonado, un convenio sobre formación sindical, destinado a la capacitación de 1500 dirigentes docentes, delegados paritarios y escolares de todo el país. Del acto desarrollado en el ministerio, participaron también, el secretario de Empleo Enrique Deibe, y miembros de la Junta Educativa de Ctera y del Secretariado Ejecutivo de Suteba y UTE. También estuvieron representantes de la secretaría de Educación del Instituto de Investigaciones y Escuela de Formación Pedagógica y Sindical de CTERA.


El ministro de Trabajo firmó junto a la titular de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA), Stella Maldonado, un convenio sobre formación sindical, destinado a la capacitación de 1500 dirigentes docentes, delegados paritarios y escolares de todo el país. Del acto desarrollado en el ministerio, participaron también, el secretario de Empleo Enrique Deibe, y miembros de la Junta Educativa de Ctera y del Secretariado Ejecutivo de Suteba y UTE. También estuvieron representantes de la secretaría de Educación del Instituto de Investigaciones y Escuela de Formación Pedagógica y Sindical de CTERA.

El acuerdo -firmado en el marco del Programa de Formación Sindical, llevado adelante por el Ministerio de Trabajo- tiene el objetivo de posibilitar la formación de 1500 dirigentes docentes, delegados paritarios y escolares de los sindicatos de base de cada una de las jurisdicciones provinciales del país. La propuesta está desarrollada en tres ejes: análisis de coyuntura, la negociación colectiva de los trabajadores de la educación y la relación educación, trabajo docente y sistema educativo.

Durante la ceremonia de firma de convenio, el ministro Tomada subrayó que desde gobierno nacional y la cartera laboral, en particular, “nos hemos propuesto, desde un primer momento, generar acciones que tuvieran que ver con un aporte concreto al fortalecimiento del sistema sindical”. En ese sentido, sostuvo la importancia de “la formación de cuadros sindicales, sobretodo, por la brecha que nos dejó la dictadura militar con la pérdida de cientos de dirigentes”. El ministro, señaló además que el Programa de Formación Sindical, que ya fue suscripto entre la cartera que preside y la CTA, fue recibido con “mucho entusiasmo por le movimiento obrero”. Y agregó que el proyecto “esta basado en el respeto absoluto de la autonomía sindical“, ya que los “contenidos del mismo son competencia pura y exclusiva de los distintos gremios”. Por último, Tomada aseguró que el objetivo de la Cartera laboral en este tema, es que “se institucionalice” el programa de Formación Sindical “como una competencia más de este Ministerio”. Maldonado -por su parte- destacó la “importancia” de la puesta en marcha del proyecto al que calificó de “muy ambicioso“, al tiempo que aseguró que “es la primera vez que un organismo estatal financia nuestro programa de formación sindical”. Hasta este momento, los encuentros de formación sindical llevados a cabo por el gremio docente desde hace años, eran financiados por distintas organizaciones nucleadas en la Internacional de la Educación.

Maldonado señaló además que con la implantación del programa el Ministerio de Trabajo “cumple con unas de sus funciones que es acompañar el crecimiento y la consolidación de las organizaciones sindicales”. Asimismo, sostuvo que en el marco del Programa, ya se llevó a cabo un primer encuentro en la provincia de Tucumán en el que unos 100 dirigentes analizaron cuestiones relacionadas con las negociaciones colectivas, la coyuntura que atraviesa el trabajo docente, además de realizar un relevamiento del desarrollo de las políticas educativas y su impacto laboral en ese distrito. Por último, la titular de Ctera destacó que “este tipo de encuentros son muy importantes porque nos permiten tener información de primera mano en nuestras discusiones con el Ministerio de Educación respecto al seguimiento del desarrollo de las políticas educativas implementadas en el país y, particularmente, su impacto en las condiciones laborales”.