Tenis de mesa: la cuenta regresiva del seleccionado masculino

Los jugadores Horacio Cifuentes y Martín Betancourt, junto al entrenador Gustavo Levisman, están en Mendoza. El miércoles, cuando finalicen su cuarentena, volverán a los entrenamientos.


La delegación argentina de tenis de mesa, integrada por el entrenador Gustavo Levisman y los jugadores Horacio Cifuentes y Martín Betancourt, se encuentra en Mendoza desde el 24 de junio para prepararse para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Tal como lo establece el protocolo sanitario, el equipo nacional está aislado y recién podrá entrenarse el miércoles 8 de julio. “Estamos haciendo la cuarentena en el hotel El Portal. Decidimos trasladarnos porque en Buenos Aires podían entrenarse solo dos atletas, y surgió la posibilidad de armar un grupo de trabajo de buen nivel”, explicó Levisman.

Los jugadores autorizados por ser proyección olímpica son Horacio Cifuentes y Gastón Alto, mientras que Martín Betancourt viajó como sparring. “Entrenarnos en Mendoza es muy positivo. Especialmente porque en Europa ya lo están realizando con normalidad”, agregó el entrenador. Se sumarán a los entrenamiento, que se realizarán en el club Regatas, los jugadores Francisco Sanchi, Tomás Sanchi y Santiago Lorenzo, que arribará desde San Rafael.

La postergación de los Juegos de Tokio fue un “golpe”, aunque Levisman aclaró que “los chicos se jugaban la clasificación en abril. Ahora hay que esperar un poco más. La situación no afecta la estrategia de preparación y podemos prepararnos de la mejor manera”.