Segunda reunión de la Red de Estudios Multidisciplinaria sobre Integridad y Corrupción

El jueves 4 de marzo tuvo lugar la segunda reunión de la Red de Estudios Multidisciplinaria sobre Integridad y Corrupción (EMIC), organizada por la Oficina Anticorrupción (OA), en la que se trataron diversos temas, entre ellos, la agenda de trabajo 2021 y la dinámica de funcionamiento de los investigadores e investigadoras que forman parte de la Red.


El evento contó con cuatro expositores: Félix Crous, Titular de la Oficina Anticorrupción; Mario Pecheny, Vicepresidente de Asuntos Científicos de Conicet; Natalia Torres, Directora Nacional de Ética Pública; y Sebastián Pereyra, Investigador de Conicet. La moderación estuvo a cargo de Martín Astarita, de la OA y el cierre, lo realizó Luis Villanueva, Subsecretario de Planificación de Políticas de Transparencia de la Oficina Anticorrupción.

Participaron, en calidad de investigadores e investigadoras, Orlando Aguirre, Alejandro Avenburg, Paula Boniolo, Paula Canelo, Alejandro Gaggero, Romina Garcilazo, Silvana Ferreyra, José Garriga, Verónica Giordano, Candela Hernández, Eva Muzzoppapa, Sebastián Pereyra, Verónica Pérez, Pablo Soffietti y Melina Tobías.

En el inicio de la reunión, Félix Crous contó que desde la Oficina “estuvimos trabajando iniciativas y propuestas para aplicar en 2021 a partir de demandas e inquietudes que plantearon en el encuentro anterior”. En este sentido, detalló: “a través de una resolución de la OA, que vamos a dictar apenas terminemos de darle el curso jurídico administrativo, decidimos formalizar la creación de la Red para poder consolidar y potenciar este trabajo”.

La Red, consignó Crous, parte de reconocer la complejidad y multidimensionalidad de la corrupción, y apunta a construir una nueva mirada sobre este fenómeno, con el objeto de contribuir a la formulación de políticas, a la identificación de problemas y a la guía de los decisores en la gestión pública.

Crous también adelantó que está próximo a firmarse un convenio de cooperación entre la Oficina y el CONICET. El objetivo, según especificó el titular de la OA, es “formalizar los vínculos establecidos y poder establecer lazos de cooperación científico-tecnológica entre las dos instituciones”. Agregó que el acuerdo está destinado “a la producción e intercambio de saberes sobre el fenómeno de la corrupción con el objetivo de enriquecer las políticas de integridad y transparencia”.

A continuación, y sobre el convenio mencionado, el Vicepresidente de Asuntos Científicos del CONICET, Mario Pecheny, explicó que “se busca articular sobre todo con otros actores de lo público, con las contrapartes de la política pública que para su labor les interese tener evidencias”. La idea, detalló, es “poder recurrir a la investigación para todos los aspectos que se necesite conocer, sistematizar o relevar”.

A su turno, la Directora Nacional de Ética Pública, Natalia Torres, entre otros temas, detalló la intención de la OA de realizar un Taller de Acceso a la Información destinado a investigadores e investigadoras de la RED EMIC. Según Torres, este fue uno de los tópicos más destacados que apareció en la primera reunión de la Red, en diciembre pasado. La Directora Nacional de Ética Pública contó que la idea es “plantear una actividad que recorra las dos partes críticas, primero sobre la gestión documental de la información, y pensar qué competencias son necesarias para quienes desarrollan investigación en relación a información que está en archivos públicos; y otra sobre las destrezas que se pueden desarrollar a la hora de pedir la información, más allá del procedimiento formal, las habilidades que van desarrollando los usuarios frecuentes de este tipo de herramientas”.

La cuarta exposición estuvo a cargo de Sebastián Pereyra, investigador del Conicet, quien propuso organizar en áreas temáticas el trabajo de la Red. Sobre este punto, hubo un rico intercambio entre los participantes respecto de los posibles esquemas organizativos que podrían establecerse de ahora en adelante.

En el cierre de la reunión, el Subsecretario de la Dirección de Planificación de Políticas de Transparencia, Luis Villanueva, detalló una serie de iniciativas en las que trabaja la OA sobre las que se pueden establecer vinculaciones con quienes integran la Red: “estamos abiertos a conversar sobre estas acciones para que se pueda lograr un trabajo fructífero, donde la Red sea un grupo de trabajo y que lo que se produzca impacte en nuestra gestión en la OA”. Para cerrar, afirmó que "es importante incorporar otras voces y miradas en este tema. Durante mucho tiempo estuvieron monopolizadas las ideas, los enfoques y las propuestas para enfrentar la corrupción, en muchos casos ocultando intereses".