Se habilitó la estación Luis María Saavedra del tren Mitre

La estación del norte de la Ciudad de Buenos Aires, que beneficia a más de 1.000 pasajeros por día, cuenta con nuevos andenes elevados, rampas de ingreso y egreso, refugios, boleterías, iluminación LED y baños accesibles.


Trenes Argentinos, dependiente del Ministerio de Transporte de la Nación, inauguró hoy la estación Luis María Saavedra de la línea Mitre, ramal Retiro-Mitre, en el barrio porteño de Saavedra. La apertura de la renovada estación contó con la presencia de Guillermo Fiad, presidente de Trenes Argentinos Infraestructura.

Las obras en la estación Luis María Saavedra demandaron una inversión de 22 millones de pesos, y contemplaron la construcción de nuevos andenes elevados con baldosas guías para personas con discapacidad visual, nuevos asientos y refugios; nuevos accesos con rampas y molinetes con sistema SUBE; iluminación LED; nuevos baños accesibles; y nueva señalética. A su vez, se refaccionó el histórico edificio de la estación, poniéndolo en valor.

“Seguimos trabajando para transformar la forma de transportarnos en el área metropolitana de Buenos Aires, renovando estaciones, mejorando vías, señales y sistemas eléctricos”, señaló Guillermo Fiad. “Las estaciones son la puerta de ingreso de los pasajeros al sistema ferroviario y allí comienza su experiencia que cada día será más cómoda y más segura”, completó.

Además de Saavedra, actualmente Trenes Argentinos Infraestructura se encuentra renovando 7 estaciones en el Ramal Retiro-Tigre: 3 de Febrero y Núñez en la Ciudad de Buenos Aires; Acassuso y Beccar, en San Isidro; y Virreyes, San Fernando y Carupá, en el Partido de San Fernando.

Esta obra forman parte, a su vez, del Plan Integral de Obras Ferroviarias de 14.000 millones de dólares que puso en marcha el Ministerio de Transporte de la Nación para transformar la manera de viajar en tren en toda la zona Metropolitana, con el soterramiento del Sarmiento, frenado automático en todas las líneas, vías y sistemas de señalamiento renovados, nuevos viaductos y pasos bajo nivel, más todas las líneas interconectadas entre sí mediante un sistema de túneles y estaciones subterráneas en el marco de la Red de Expresos Regionales (RER).