Presidencia de la Nación

"Saudade fez morada aqui dentro", cine del Brasil resistente en el Festival de Mar del Plata

Dentro de la sección de Competencia Internacional se estrenó la película del director brasileño Haroldo Borges, una metáfora de la atmósfera política de los últimos años en su país. Para esta nota conversamos con el realizador y con Paula Gomes, productora de este film aclamado en 37º Festival Internacional de Cine de Mar del Plata.


En la película Saudade fez morada aqui dentro, una novedad impacta en la vida de Bruno, un adolescente de 15 años que vive junto a su madre y su hermano en un pueblo pequeño de Brasil: los médicos le informan que está perdiendo la vista de manera irreversible. No se sabe en qué momento exacto llegará la ceguera definitiva, la única certeza es que ocurrirá pronto. Mientras se prepara para enfrentar un futuro inquietante, Bruno intenta lidiar con preocupaciones típicas de un chico de su edad: charla y baila con su hermano menor, juega al fútbol, asiste a fiestas y fortalece una amistad ligeramente romántica con una compañera de clase. Con las incertidumbres de toda coming-of-age amplificadas por la ceguera inminente, Saudade fez morada aqui dentro –primer largo en solitario de Haroldo Borges– convierte el destino trágico de su protagonista en un relato de aprendizaje colectivo.

Saudade fez morada aqui dentro

Su director, Haroldo Borges, nació en Brasil en 1977. Forma parte del colectivo Plano 3 Filmes. Dirigió el documental Jonas e o circo sem lona y el largometraje de ficción Filho de Boi, que pasó por los festivales de Busán y Guadalajara, y ganó el Premio del Público en Málaga.

-Antes que nada quisieramos saber qué representa para ustedes participar con su película en la Competencia Internacional del 37º Festival Internacional de Cine de Mar del Plata.

Haroldo Borges: "Nosotros somos un grupo de amigos, que nos conocemos y venimos haciendo películas hace ya bastante tiempo. Venimos de Salvador de Bahía, que es la ciudad que más votos de dio a Lula. Estar acá es como una doble conmemoración. Para nosotros es una emoción completa estar acá porque estuvimos trabajando en esta película durante toda la pandemia y lo que más esperábamos era el reencuetro con el publico. Venir a mostrarla acá es una amoción profunda. Mar del Plata es festival del que escuchamos desde que empezamos a hacer cine, cuando éramos estudiantes en la universidad. Entonces la emoción es total".

Paula Gomes: "Filmar esta película es lo último que hicimos antes de la pandemia. Salimos del rodaje directo para encerrarnos y ahí vivimos los peores días de nuestras vidas porque perdimos amigos, vimos a gente que queríamos enfermarse y quedamos impedidos de hacer lo que más amamos. En esos días tan difíciles, parte de lo que nos hacía sentir con esperanza y no flaquear era soñar con el día en que volviéramos a una sala de cine y poder compartir esta película. Y ese día es hoy. Nosotros sentimos que estamos estrenando la película en el mejor lugar del mundo. De verdad lo que se génera con el público, el contacto y el intercambio es hermoso y nos tiene encantados de estar acá".


-¿Qué nos pueden decir de la película que están presentando en el Festival?

H.B.: "La película que presentamos es la historia de un nene de 15 años que tiene una enfermedad por la que poco a poco va quedándose ciego. Y esta historia nos parecía interesante contarla ahora en Brasil, porque podemos decir que en Brasil tuvimos como una epidemia de ceguera. Es como si de un momento para otro nuestros amigos y familiares se hubieran quedado ciegos y empezó como una ola de facismo. Entonces nos pareció interesante contar cómo podría encontrarse el camino hacia el afecto y la esperanza adentro mismo de la oscuridad. Es una especie de metáfora de ese Brasil de hoy".

-En relación con esa metáfora que mencionaba Haroldo, cómo dirían que afectó a la cultura, y en particular al cine, este ciclo político que ahora está finalizando en Brasil.

H.B.:"La afectación, no sé si está bien esa palabra, fue total. Es como si hubiera sido un plan de destrucción. No es que tuvimos un gobierno malo, tuvimos un orden que estaba destinado a destruirnos a todos nosotros, a todoa la cultura. Nosotros, los artistas éramos vistos como enemigos. No era visto en plano de una oposición de ideas sino como enemigos que deberíamos ser callados. Tuvimos mucho miedo real. Desde lo oficial el cine se transformó de ser una maravilla en un órgano de persecución".

P.G.: "Fueron momentos muy difíciles porque todo lo que era financiación y políticas públicas para la cultura fue cortado. Todo lo que se había consegudo para la cultura a lo largo de décadas, con una firma perdimos todo. Y lo peor, como dice Haroldo, es que se construyó un prejucio sobre la figura del artista, del productor cultural como un enemigo. Eso fue lo más duro porque creo que nos dejó en un lugar muy triste y muy difícil. Igual en estos seis años lagente que hace cine, que hace danza, música, artes visuales, la gente que está en los pueblos, tuvo mucho valor y siguió haciendo a pesar de todo. Yo creo que este moemneto victorioso se debe a que la gente no desistió, siguió soñando. Siempre decimos que nustra rebeldía más grande fue soñar, porque soñar estuvo prohibido. Tenemos muchas esperanza en el cambio. Va a volver el Ministerio de Cultura y eso, para empezar, es simbólicamente muy importante. Nosotros tuvimos siempre un Ministerio de Cultura".

-Haroldo, en esta película que tiene como tema la visión hay que decir que el personaje/actor de Bruno tiene una mirada muy contenedora, que transmite el deseo de aprehender el mundo. ¿Cómo fue el encuentro con él?

H.B.: "Fue un encuentro maravilloso. Bruno se llama Bruno en realidad. Y vive ahí mismo, en esa región del nordeste donde filamos la película. Estábamos buscando chicos, ninguno de los que actúan son profesionales, y entrábamos en las clases, en las escuelas, donde estaban entusiasmados con hacer la película. Bruno desde el inicio se destacó totalmente. Empezamos a trabajar con él, a hacer improvisaciones, y el chico tenía muchas ganas de hacer la película. Era impresionante, era como un león. Estaba lleno de voluntad. Y la verdad es que toda la película está sobre él, la película es él".

Scroll hacia arriba