Presidencia de la Nación

Salud conformó una mesa de trabajo junto a sociedades científicas para el seguimiento de la hepatitis aguda grave de origen desconocido

En el encuentro, los especialistas destacaron la importancia de completar esquemas de vacunación y recordaron que este tipo de cuadros ocurren todos los años y si bien la falla hepática en la población infantil es infrecuente, muchas de ellas son de origen desconocido.


Autoridades del Ministerio de Salud de la Nación mantuvieron ayer un encuentro con representantes de distintas sociedades científicas, en donde quedó establecida una mesa de trabajo conjunta que tendrá como objetivo realizar un seguimiento epidemiológico y analizar en profundidad los casos sospechosos de hepatitis aguda grave de origen desconocido en población pediátrica.

“Para nosotros es muy importante que tengamos esta reunión para llegar entre todos a consensos y que podamos manejar esta situación en conjunto”, afirmó la secretaria de Acceso a la Salud, Sandra Tirado, al inicio del encuentro, que contó con la presencia de representantes de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), la Sociedad Argentina de Trasplantes (SAT), la Sociedad Argentina de Hepatología (SAHE), y del Comité de Hepatología, de Epidemiologia, de Infectología, de Emergencias y Cuidados Críticos y Comisión Directiva de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP).

De la mesa de trabajo formaron parte también funcionarios de distintas áreas del Ministerio de Salud, como la Dirección de Epidemiología, la Dirección de Salud Perinatal y Niñez, la Dirección de Control de Enfermedades Inmunoprevenibles, el Programa de Control de Hepatitis Virales, la Coordinación de Salud Ambiental, el Laboratorio Nacional de Referencia de Hepatitis Virales y de Gastroenteritis Virales (INEI-ANLIS), el Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI), y referentes de hepatología, infectología y dirección médica del Hospital Garrahan.

Durante la charla, los especialistas coincidieron en que se trata de casos aislados y que todos los años se registran en el país este tipo de situaciones con cuadros similares de hepatitis agudas graves sin diagnóstico, que han sido siempre una de las principales causas de falla hepática en la población infantil. A su vez, señalaron que por el momento no se han registrado durante este año más casos que los que ocurren habitualmente y no hay ninguna causa que indique una situación de brote.

Sin embargo, ante la alerta epidemiológica que se produjo en otros países del mundo y los casos que se han notificado en el país, se decidió fortalecer una estrategia de vigilancia para este tipo de eventos. En ese sentido, en la mesa de trabajo se acordó establecer parámetros más específicos para definir los criterios de gravedad de cada caso, recordando que la mayoría de estos cuadros se presentan de forma leve. Además, se estableció una estrategia de seguimiento de un grupo reducido de casos leves para estudiar más de cerca y en profundidad este nuevo evento.

Por otro lado, se definió la estrategia integral de vigilancia de los casos sospechosos de hepatitis aguda grave de origen desconocido, cuyo reporte y difusión de información se realizará en forma semanal. Por último, los especialistas destacaron la importancia de controlar y completar los esquemas del Calendario Nacional de Vacunación para cada edad.

En cuanto a la evolución de los casos de notoriedad pública, el niño de un año y siete meses evoluciona de manera favorable tras el trasplante llevado a cabo en el Hospital Garrahan, mientras que al de ocho años de la ciudad de Rosario, que se encontraba en lista de espera, se le practicará hoy el trasplante en el Sanatorio de Niños de la mencionada localidad santafesina.

La hepatitis significa inflamación del hígado que puede ser de causa infecciosa, tóxica o autoinmune. Dentro de las causas virales, las hepatitis A y B son prevenibles a través de vacunas.

En el encuentro estuvieron presentes por parte del Ministerio de Salud, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Juan Manuel Castelli; la subsecretaria de Medicamentos e Información Estratégica, Natalia Grinblat; y la directora nacional de Epidemiología e Información Estratégica, Analía Rearte.

Scroll hacia arriba