Río Negro: rehabilitación de la RN250

Es una obra clave para la región, ya que la ruta conecta el norte con la capital de la provincia y la costa atlántica.


Se trabaja a lo largo de 146 kilómetros, entre las localidades de Conesa y Pomona. Actualmente avanza el pintado de la calzada a la altura de la intersección con la RP2.

Una vez finalizada brindará una circulación más fluida y segura, que reducirá tiempos y costos, sobre todo del transporte de cargas.

Esto beneficiará a más de 1000 vehículos diarios que la utilizan como alternativa para acceder a Bariloche, y también a quienes eligen este camino directo para llegar a Neuquén desde Viedma.