Resolución del ENRE para atenuar el costo de la energía eléctrica de comercios e industrias

En el marco de la Emergencia sanitaria, el Ente estableció nuevas condiciones para la negociación de los contratos de potencia. La medida forma parte del conjunto de iniciativas implementadas por el gobierno nacional para mitigar el impacto de la crisis que atraviesa el sector.


El Ente Nacional Regulador de la Electricidad emitió una Resolución que tiene como fin dar respuesta al sector de Comercio e Industria, en el que también se encuentra contemplada la Industria Cultural, en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio y en un contexto donde, en forma extraordinaria e imprevista, se produjo una alteración en la actividad económica y, como consecuencia, en la demanda de energía eléctrica.

En este marco, mediante la Resolución ENRE N° 35/2020, se estableció que aquellos usuarios y usuarias de las categorías T2, T3 y peaje que hayan sufrido una caída del 50% o más de su demanda de energía, podrán solicitar la suspensión o renuncia de la potencia contratada mientras dure el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio.

Como parte de la medida, se dispuso que las deudas que se generen durante la suspensión serán abonadas mediante planes de pago que se realizarán en base a pautas establecidas oportunamente por el Ente. Asimismo, aquellos usuarios o usuarias que opten por resolver total o parcialmente el contrato de potencia contratada o soliciten su readecuación, no serán pasibles de las penalidades previstas en el marco regulatorio vigente.

El ENRE continúa trabajando en la regulación y control del servicio de distribución eléctrica en función de su compromiso con la protección de los derechos y las necesidades de los usuarios y usuarias del servicio.