Recomendaciones para las personas que comparten un espacio laboral en el contexto de pandemia

La secretaria de Acceso a la Salud recordó la importancia de mantener y monitorear el cumplimiento de los protocolos en las actividades habilitadas y las medidas de prevención para minimizar la transmisión de COVID-19.


En el reporte matutino sobre el nuevo coronavirus, la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, hizo un repaso sobre las recomendaciones y los cuidados que se deben sostener en los espacios laborales en los que por muchas horas y en lugares cerrados convergen personas de diferentes áreas y contextos sociales.

Vizzotti destacó la importancia de que los empleadores cuenten con un plan y que lo evalúen con frecuencia. Expresó que es necesario “identificar a las personas que puedan estar en riesgo y brindarles apoyo, sin fomentar la estigmatización ni la discriminación” como así también promover el trabajo a distancia y “disminuir al máximo la cantidad de personas”.

También es fundamental contar con un protocolo para saber cómo actuar si un trabajador manifiesta síntomas de COVID-19 y considerar las consecuencias sociales y el impacto en la salud mental que podría generar un caso. “No hay que acudir al trabajo si se tiene síntomas”, advirtió la funcionaria.

Es necesario utilizar barbijo durante toda la jornada laboral como así también mantener la distancia física mínima de dos metros, lavarse las manos con frecuencia, ventilar los ambientes y limpiar las superficies. “Es importante contar con recordatorios visuales, señales que recuerden cuidarse permanente”, afirmó Vizzotti.

Las empresas y organismos deben garantizar la disponibilidad de los materiales para facilitar el cumplimiento de las medidas de prevención.

En cuanto a los datos de la situación de COVID-19 a nivel nacional, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Alejandro Costa, informó que son 1.116.609 los casos totales confirmados y 29.730 los fallecidos por lo que la tasa de letalidad promedio es 2,7 por ciento. En la actualidad hay 4.952 personas internadas en terapia intensiva y 921.344 recuperadas. La cantidad de tests realizados por PCR son 2.882.949 y el porcentaje de positividad promedio es de 44,5 por ciento.

El porcentaje de ocupación general de camas de terapia intensiva en el país es de 64,4 % y el de AMBA es de 63 %.

El desafío de continuar con los trasplantes

Durante el reporte, el director del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI), Carlos Soratti, informó que durante la pandemia se lograron realizar cerca de 530 trasplantes de órganos, 200 de córneas, además de trasplantes de médula ósea que más de 50 argentinos recibieron de donantes de otros países.

“Desde el inicio de la pandemia estuvimos abocados junto a los 24 organismos jurisdiccionales a poder armar la estrategia con el objetivo de continuar generando oportunidades para los miles de personas que están esperando un trasplante de órganos, de tejidos o de células progenitoras hematopoyéticas, esto es, trasplante de médula ósea”, indicó Soratti.

El director del INCUCAI expresó que para garantizar la no transmisión de COVID-19 y cuidar al recurso humano se realizaron adecuaciones y protocolos junto con los equipos de trasplante de todo el país y las sociedades científicas.

Así se logró superar los 500 trasplantes de órganos y continuar con los de células de donantes compatibles de otros países, como así también enviar las de donantes argentinos.

“Este es el resultado del esfuerzo conjunto de todo el sistema y de una política sanitaria del Ministerio de Salud de la Nación”, concluyó Soratti.