Presentamos “Obras + Trabajo” para impulsar el mejoramiento de los espacios públicos en barrios populares

En el marco del plan Potenciar Trabajo, esta iniciativa fue presentada por el ministro Daniel Arroyo y el subsecretario de Políticas de Integración y Formación de la Secretaría de Economía Social, Daniel Menéndez.


El Ministerio de Desarrollo Social de la Nación puso en marcha el programa nacional “Obras + Trabajo”, destinado a realizar obras en los barrios populares de todo el país, con la inclusión de más de 40 mil trabajadores y trabajadoras y una inversión inicial de 2.000 millones de pesos.

El plan fue presentado en un encuentro virtual encabezado por el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, y el subsecretario de Políticas de Integración y Formación de la Secretaría de Economía Social, Daniel Menéndez. Tambipen participaron representantes de los gobiernos provinciales, intendencias, referentes de organizaciones sociales y autoridades eclesiásticas.

Luego de sostener que “estamos convencidos de que la reconstrucción viene por el trabajo y la producción”, Arroyo remarcó: “Con esta línea de acción articulamos con las provincias, los municipios, las organizaciones sociales y las iglesias, porque lo que emprendemos hoy es una tarea conjunta, un paso más en la generación de condiciones para que haya movilidad social ascendente”.

Por su parte, Menéndez señaló: “La idea es pensar la pospandemia vinculada con pequeñas obras en el barrio. Pensamos que hay que mejorar y construir espacios comunitarios, arreglar clubes de barrio, fortalecer los espacios que tienen que ver con la economía popular y mejorar y urbanizar los barrios populares. Todo con los vecinos de cada barrio, generando trabajo para mejorar los ingresos y la calidad de vida”.

El programa “Obras + Trabajo” tiene tres componentes centrales. Uno, vinculado con la refacción de espacios comunitarios, destacando sobre todo los lugares como los comedores comunitarios y los clubes de barrio que fueron clave para enfrentar la pandemia.

Se plantea refaccionar más de 1000 comedores comunitarios en todo el país, y unos 250 de clubes de barrio.

El segundo eje, está vinculado con los espacios de la economía popular, ya sea polos productivos como también almacenes y mercados populares. Se buscan construir y acondicionar espacios para la generación del trabajo.

Y el tercer eje está relacionado con el hábitat, la urbanización y la mejora de los barrios populares.

Durante la jornada, estuvieron presentes la secretaria de Integración Socio Urbana del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación, Fernanda Miño ; el diputado nacional Juan Carlos Alderete; los ministros provinciales Andrés Larroque (Buenos Aires); Laura Jure y Juan Carlos Massei (Córdoba); Marisa Paira (Entre Ríos); Danilo Capitani (Santa Fe); Natalia Sarapura (Jujuy); Juan José Deco (Río Negro); Federico Berardo (San Luis); Aníbal Gómez (Formosa); María Pía Chiachio Cavana (Chaco); Verónica Figueroa (Salta); Benilda Dammer (Misiones); Barbara Weinzettel (Santa Cruz); Verónica González (Tierra del Fuego); Gustavo Hermida (Chubut); Adriana Figueroa (Neuquén); Gabriela Pedrali (La Rioja); Diego Álvarez (La Pampa); y Gabriel Yedlin (Tucumán).

Además, participaron la secretaria de Inclusión Social, Laura Alonso; la secretaria de Abordaje Integral, Alicia Soraire; el secretario de Niñez, Adolescencia y Familia, Gabriel Lerner; el cura párroco de Villa Itatí, Carlos Morena; y los referentes de los movimientos sociales Dina Sánchez, Gildo Onorato, Jacquelina Flores y Juan Vitta.