Mejoras en herramientas de fiscalización de los pagos al exterior de servicios

Permitirá al Estado realizar una evaluación de la capacidad económica financiera de las empresas que realizan este tipo de operaciones


La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) optimiza las herramientas de fiscalización para los pagos al exterior de servicios con el objetivo de garantizar el cumplimiento de las obligaciones tributarias. El Sistema Integral de Monitoreo de Pagos al Exterior de Servicios (SIMPES) es una herramienta tributaria que permitirá al Estado realizar una evaluación de la capacidad económica financiera de las empresas que realizan ese tipo de operaciones. El nuevo mecanismo es similar al que ya se utiliza para la importación de bienes.

La Resolución General N.º 5135 entrará en vigencia mañana con su publicación en el Boletín Oficial. La medida, que se publicará este viernes en el Boletín Oficial, extiende a los pagos al exterior de servicios la evaluación realizada a través del sistema de Capacidad Económica Financiera (CEF). Se trata de una herramienta que se implementa en la actualidad sobre las operaciones de importación de mercaderías.

Las modificaciones introducidas por la AFIP beneficiarán a aquellos contribuyentes que cumplen las normas y permitirá identificar operadores que no pueden acreditar el origen de los ingresos destinados a concretar el pago al exterior de los servicios contratados.

El SIMPES representa una mejora en la gestión de riesgo al obtener de manera anticipada y temprana información relevante sobre el cumplimiento tributario. De esta forma, la medida redunda en una optimización del control y fiscalización.

Entre los pagos de servicios al exterior realizados por las empresas que se encuentran alcanzados por la herramienta de fiscalización figuran los financieros; los postales y de mensajería; de telecomunicaciones y de informática. Las compañías también deberán acceder al SIMPES para los pagos al exterior de servicios jurídicos, contables y gerenciales; de publicidad; de investigación y desarrollo; y, primas de seguros, entre otros.

La medida exceptúa los pagos al exterior de servicios de fletes, de transporte de pasajeros y de salud por empresas de asistencia al viajero. La herramienta tampoco alcanza a los pagos de los servicios de viajes y otros pagos con tarjetas como el de plataformas digitales realizados por personas humanas.

La normativa representa un avance en materia de coordinación entre los distintos organismos del sector público nacional. En ese sentido, el Banco Central establecerá las precisiones correspondientes al ámbito de actuación de la autoridad monetaria.

Las empresas importadoras y los distintos sujetos alcanzados deberán ingresar a través de la página web de la AFIP al servicio “Sistema Integral de Monitoreo de Pagos al Exterior de Servicios (SIMPES)” para completar la declaración jurada. Están excluidos de utilizar este sistema los entes autárquicos, reparticiones y dependencias del Estado Nacional, así como las instituciones pertenecientes a los estados provinciales o municipales.

En el servicio SIMPES se deberá informar el número de CUIT, nombre y apellido o razón social, domicilio fiscal, CUIT del sujeto pagador, monto a girar al exterior, tipo de moneda, concepto del giro de divisas.