Presidencia de la Nación

Más de 31 mil ton de agroalimentos exportados por el puente “Gral. San Martín” hacia Uruguay

Para prevenir la introducción de plagas y enfermedades, el Senasa también verificó el equipajes de más de 1 millón de pasajeros.


PARANÁ (Entre Ríos) – Durante el 2023, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) verificó la exportación de más de 31 mil toneladas de productos de origen animal y vegetal y controló el equipaje de más de un millón cuatrocientos mil personas que ingresaron a nuestro país a través del puente carretero internacional “Libertador General San Martín”, que une las ciudades de Gualeguaychú, en Argentina, con Fray Bentos, en la República Oriental del Uruguay.

Se trata del más importante de los tres puestos de barreras sanitarias internacionales que el Senasa opera en la provincia de Entre Ríos y según datos aportados por el Sistema Integrado de Gestión de barreras, fronteras, aeropuertos y tráfico federal (SIG-Barreras) del Senasa, por este puesto de control fronterizo que cruza el río Uruguay, ingresaron el año pasado: 508.900 vehículos, 1.434.014 personas, 695 mascotas y se realizaron 234 actas de decomiso de productos.

Además, los agentes del Centro Regional Entre Ríos del Senasa controlaron 1.153 operaciones de exportación de productos de origen animal y vegetal por un volumen de 31,4 mil toneladas y un valor superior a los 38 millones de dólares.

El Centro Regional Entre Ríos del Senasa realiza este tipo de tareas en otros dos puestos de control internacional: los puentes “Gral. Artigas” que une Colón (Argentina) con Paysandú (Uruguay) y “Represa Hidroeléctrica Salto Grande”, que conecta a las ciudades de Concordia (Argentina) con Salto (Uruguay).

Recorrida

Los datos fueron analizados durante una recorrida por este puesto de control fronterizo que realizó el coordinador General de Fronteras y Barreras Sanitarias de la Dirección Nacional de Operaciones del Senasa, Juan Pablo Giménez junto a su equipo técnico de trabajo, acompañado por los coordinadores regionales de Protección Vegetal, y de Inocuidad y Calidad Agroalimentaria del Senasa en Entre Ríos, Damián Slongo y Néstor Micheloud, respectivamente.

En la oportunidad se evaluó el funcionamiento del paso fronterizo y se abordaron tanto las acciones que se vienen realizando, los avances en tareas de mantenimiento de estos puestos, como los distintos requerimientos que se presentan en función de las realidades puntuales de cada lugar de trabajo.

Al respecto, Micheloud destacó: “Durante la visita del coordinador general de Fronteras y Barreras Sanitarias analizamos las diversas actividades operativas ejecutadas por nuestros técnicos y profesionales, en cada uno de los puestos de control, con el objeto de consolidar y fortalecer estrategias de trabajo coordinadas entre sede central y la región entrerriana”.

Por su parte, Giménez, en su recorrido por las oficinas de certificación dialogó con el personal que presta servicios en el lugar, haciendo especial hincapié en la importancia del trabajo integrado de las áreas de Protección Vegetal e Inocuidad destacadas en la frontera. Además visitó la nueva oficina asignada al Senasa, donde brindó recomendaciones a los barreristas y evaluó los procedimientos y la documentación que debe estar archivada y disponible en el lugar.

Del encuentro, además participó el supervisor de Inocuidad y Calidad Agroalimentaria-Río Uruguay, Marcelo Roude.

Controles aleatorios

El Centro Regional Entre Ríos del Senasa también realiza operativos de control aleatorios en rutas entrerrianas a transportes de animales en pie, vegetales y alimentos, con el objetivo de resguardar la salud de los consumidores, mantener el estatus zoofitosanitario nacional y los mercados internacionales.

Estas acciones las ejecuta personal altamente capacitado en las normativas sanitarias, vigilancia y prevención del ingreso de plagas y enfermedades que afectan el patrimonio zoofitosanitario, tránsito de los productos, subproductos y derivados de origen animal y vegetal, productos agroalimentarios, entre otros.

Su función es principalmente controlar el ingreso de productos vegetales hospederos y/o productos y subproductos animales susceptibles de transmitir determinadas plagas y/o enfermedades, protegiendo así la condición sanitaria diferenciada de cada zona particular.

Además de constatar la documentación sanitaria de rigor, como el Documento de Tránsito Electrónico (DT- e), para el caso de animales vivos o el Documento de Tránsito Vegetal electrónico (DTV-e), se verifica el estado higiénico sanitario de la carga, condiciones del traslado y habilitación del vehículo.

Con estas acciones, el Senasa previene la introducción y/o difusión de plagas y enfermedades que afecten la salud pública y los estatus animal y vegetal alcanzados por la Argentina que la posicionan ante los mercados internacionales.

Scroll hacia arriba