Martín Guzmán: "Necesitamos tener un multilateralismo que sea lo suficientemente flexible para ofrecer soluciones rápidamente"

El Ministro compartió un panel con sus pares de los Estados Unidos, Janet Yellen; Alemania, Wolfgang Schmidt; España, Nadia Calviño; México, Arturo Herrera; Italia, Daniele Franco; el enviado especial de Estados Unidos para el Clima, John Kerry; el premio Nobel de Economía, Joseph Stiglitz; y el economista Jeffrey Sachs


El ministro de Economía, Martín Guzmán, expuso este viernes en el panel “Solidaridad financiera y fiscal: El alivio de la deuda para los países en vías de desarrollo y la arquitectura internacional y fiscal”, en el marco del seminario “Soñando con un mejor reinicio”, organizado por la Academia Pontificia de Ciencias del Vaticano.

Durante su intervención, el Ministro se refirió a las crisis de deuda y los marcos para resolver estas situaciones a nivel global, y afirmó que “ha habido algunos avances el año pasado en el contexto del G20 con la Iniciativa de Suspensión del Servicio de la Deuda (DSSI), pero sabemos que queda más por hacer”. “El camino es el multilateralismo, pero es fundamental que el multilateralismo brinde soluciones. Necesitamos un multilateralismo que sea lo suficientemente flexible para ofrecer soluciones rápidamente. Ahora es el momento de actuar. De lo contrario, el multilateralismo se autoinfligirá daños”, agregó el Ministro.

En este sentido, Guzmán recordó que “la Argentina pasó por una reestructuración de deuda que fue un proceso muy complejo; logramos un acuerdo en septiembre de 2020, donde el apoyo de la comunidad internacional fue muy importante”. “Puedo asegurarles por lo que viví que otros países no estarán en la misma situación que Argentina en términos de capacidad para atravesar este proceso de una manera que efectivamente entregue un resultado sensato. Por tanto, es necesario hacer más en términos de arquitectura financiera internacional para crear marcos que ayuden a resolver las crisis de deuda”, añadió.

En relación a los Derechos Especiales de Giro (DEG) del Fondo Monetario Internacional (FMI), el titular de Economía resaltó “la importancia de una nueva asignación”, pero aclaró que “un paso adicional sería de gran valor para el mundo y es precisamente encontrar un mecanismo para redistribuir los DEG que no son utilizados por países que no los necesitan para países que realmente lo necesitan”.

En esta línea, Guzmán hizo hincapié en la declaración conjunta de Argentina y México sobre una recuperación rápida, inclusiva y sostenible, en la que se propuso asignar proporcionalmente los nuevos DEG a los países de ingresos medios en los cuales vive 75% de la población.

Asimismo, el Ministro resaltó la importancia de “abordar el problema de las asimetrías con respecto a las condiciones financieras” al sostener que “es muy importante para la acción climática”. “Hay países que tienen acceso a financiamiento barato que tendrán la capacidad de hacer las reformas necesarias para enfrentar el cambio climático, que tendrán estructuras de producción preparadas para competir a nivel global, y hay otros países que no tendrán esa capacidad”, advirtió Guzmán.

De esta manera, explicó que “si no adaptamos nuestra estructura de producción, tendremos más dificultades para vender los bienes comerciables que producimos al mundo y tendrá efectos en la balanza de pagos”. “Entonces, mejores condiciones de financiamiento, diferentes líneas de crédito, líneas de crédito más modernas de los bancos multilaterales de desarrollo y también del FMI son muy importantes”, añadió.

Finalmente, Guzmán afirmó que “los recargos que el FMI pone en sus préstamos por créditos pendientes que superen cierto umbral crean más desigualdad, son procíclicos y regresivos, y en un futuro próximo será cada vez más perjudicial para los países que pedirán un acceso excepcional”.

Durante la última jornada en Roma, el Ministro mantuvo una reunión técnica con la subdirectora del Departamento del Hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional FMI, Julie Kozack. Además, acompañó al Presidente Alberto Fernández en sus encuentros con la directora gerenta del organismo, Kristalina Georgieva, y con John Kerry. Guzmán también tuvo reuniones bilaterales con la Secretaria General Iberoamericana, Rebeca Grynspan; el Director Gerente de operaciones del Banco Mundial, Axel van Trotsenburg, y el secretario de Hacienda y Crédito Público de México, Arturo Herrera.