Lucía Pérez: ""La pandemia me ayudó a madurar"

La boxeadora del seleccionado argentino, que se entrena con el equipo en Santa Teresita, se ilusiona con clasificar a Tokio.


A dos semanas de la realización del Preolímpico de boxeo, que se iba a realizar en Argentina con sede en el CENARD, la pandemia irrumpió en la cotidianidad del deporte mundial. Y como explica Lucía Pérez, boxeadora que sueña con clasificarse a los Juegos Olímpicos de Tokio -el mundo ya no es lo que era-: “Todo cambió. Pensar que yo creía que estaba en mi mejor momento cuando se suspendió el Preolímpico, pero hoy me doy cuenta que la pandemia me ayudó a madurar”.

Luego prosiguió, desde la ciudad balnearia de Santa Teresita donde las selecciones realizan un campus de entrenamiento que arrancó el 20 de septiembre y se extenderá hasta el próximo jueves: “Para nada esto fue un tiempo perdido, estar encerrada me hizo valorar cosas que no me daba cuenta y si antes sentía que estaba preparada para llegar a Tokio, creo que ahora más todavía. Estoy feliz y en mi mejor nivel. Volver a entrenar fue genial y lo estamos haciendo con mucho compromiso”.

Atrás quedó el “mal trago” que significó para Pérez y todo el seleccionado aquella suspensión del torneo clasificatorio; -un golpe durísimo- como ella misma describió. Los equipos venían de realizar un campamento de entrenamiento en Colombia y tuvo luego una buena preparación en República Dominicana. Después llegó la cuarentena y allí cada uno debió mostrar sus fortalezas.

“Recuerdo que la situación se fue poniendo cada vez más complicada, pero nunca dejamos de entrenar con el acompañamiento de los entrenadores. Nosotros no bajamos los brazos y demostramos como equipo que cuando se atraviesan situaciones difíciles nos volvemos más fuerte y con más ganas para afrontar lo que viene. Pronto terminaremos este nuevo período de entrenamiento y volveremos como siempre con planes a corto y mediano plazo. Este descanso nos va a venir bien para retomar con todas las energías.”, analizó Pérez, representante argentina de la categoría de 69 kilos.

Y remarcó: “El boxeo femenino crece muchísimo, tanto el profesional como amateur. Yo siempre trato de mostrar a través de las redes sociales todo lo que vamos haciendo para que ayude a motivar y se sigan sumando cada vez más chicas a este deporte que a nivel mundial tiene mucho talento. El boxeo olímpico ha tenido a la estadounidense Clarisa Gilda como gran referente, y ella siempre fue mi guía por lo que hizo en Londres 2012 y Río 2016; y hoy ya es profesional”.

A las órdenes de Fabricio Nieva y Daniel González, la Selección se entrena en Santa Teresita con vista a Tokio. Ramón Quiroga (52 kilos), Mirco Cuello (57), Agustín Vergara (63), Francisco Verón (75), Pablo Corzo (81), Sofía Robles (51), Milagros Herrera (57) y Érica Farías (60), son junto a Lucía Pérez (69) los integrantes del equipo nacional.