Lucha contra la desertificación: se creó una red de comités multisectoriales para integrar acciones

Involucra a la Nación y a seis provincias del NOA y Cuyo, en la búsqueda de una coordinación interjurisdiccional que dé respuesta a esta problemática.


El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, que dirige Juan Cabandié, promovió la conformación de la Red de Comités Multisectoriales, concretada en el marco del proyecto “Manejo Sustentable de Tierras en las Zonas Secas del Noroeste Argentino” (MST NOA Cuyo). Con esto se apunta a la integración del trabajo de los comités de las provincias de Jujuy, Salta, Tucumán, Catamarca, La Rioja y San Juan, los que reúnen a actores de instituciones nacionales, provinciales y municipales, y a organizaciones de productores y pueblos originarios con incumbencia en la lucha contra la desertificación, la sequía y la degradación de tierras.

Las palabras de apertura estuvieron a cargo de la secretaria de Política Ambiental en Recursos Naturales de la mencionada cartera nacional, Florencia Gómez, quien señaló: “Esta iniciativa es un hito, en términos de que están tomando volumen las acciones que llevan a cabo los estados provinciales en el marco de sus comités multisectoriales para trabajar en el manejo sostenible de tierras secas y en la lucha contra la desertificación y degradación de tierras en nuestro país”. También destacó que “este tipo de espacios y esta red que se lanza” implica “una oportunidad” de lo que se está haciendo “frente a los embates del cambio climático”.

Asimismo, la funcionaria aseguró que “a esta red de comités multisectoriales hay que verla como una política pública ambiental que se lleva adelante con la participación de organizaciones de la sociedad civil, productores de pueblos indígenas, gobiernos locales”.

En Argentina la desertificación afecta al año alrededor de 650 mil hectáreas de tierras y a quienes las habitan. El proyecto MST NOA Cuyo hace posible el fortalecimiento de la gobernanza de los bienes y servicios ambientales de tierras secas. Esto se logra con la colaboración de los gobiernos provinciales, la conformación de comités multisectoriales, la formulación de programas de acción provincial para la lucha contra la desertificación, la sequía y la degradación de tierras como columna vertebral de la política pública, así como también la generación de información estratégica para la toma de decisiones.

La iniciativa es impulsada por el Ministerio de Ambiente nacional junto al Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), como agencia de implementación de los fondos aportados por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial. Culminará en diciembre de este año.

Mediante la articulación de las distintas acciones integradas en la red que se acaba de conformar, se espera obtener resultados que aumenten en envergadura y alcance, a nivel de la población y de las ecorregiones, en el sentido de facilitar las experiencias y los conocimientos compartidos que posibiliten mantener los bienes y servicios ecosistémicos y aumentar la eficiencia y eficacia de los recursos disponibles.

Se prevé que el escalamiento de los programas de acción provincial de lucha contra la desertificación, sequía y degradación de tierras permita dar continuidad a las prácticas de manejo sostenible de tierras, la formulación e implementación de políticas públicas específicas y el aumento de la calidad de vida de la población. Todas ellas son asimismo acciones implementadas por el Ministerio de Ambiente nacional, en el marco del Programa de Acción Nacional de Lucha Contra la Desertificación, Degradación de Tierras y Mitigación de la Sequía (PAN) con la intervención de las provincias citadas.

En el cierre de la actividad, el director nacional de Planificación y Ordenamiento Ambiental del Territorio, Abelardo Llosa, afirmó: “No es común lograr redes interprovinciales sobre un mismo tema, relacionadas a un ecosistema compartido”. “Creo que es uno de los principales desafíos que tenemos en la gestión ambiental del país crear sistemas, esquemas de gobernanza de ecosistemas compartidos entre las diferentes provincias”, explicó y agregó que “el gran desafío es la gestión interjurisdiccional”. Finalmente, aseguró que “evidentemente, los intereses comunes existen entre las provincias” y señaló la necesidad de articularlos y de integrar programas y proyectos compartidos.

En la reunión también participaron el coordinador nacional del proyecto MST NOA CUYO, Hugo Iza, funcionarios de las provincias y municipios comprometidos con las acciones del proyecto y referentes de universidades, cooperativas y pueblos originarios.